El día en que @Lubrio se convirtió en un robot

5
30

luiginobracciroa021113_001

-Luigino, Luigino, ¿viste las protestas?

-No lo creo. No me consta. ¡Es un montaje!

-Pero dime, Bracci, ¿la gente no puede protestar?

-¡No! Digo, sí. Pero sólo pueden protestar como yo quiero que lo hagan. ¡Son terroristas!

-¿Y el tuit violento de Ameliach?

No hay pruebas!

-¿Y los artistas que se han manifestado?

-¡Judas! ¡Pagarán! Digo, ¡no les pagaremos más!

-¡Pero hay videos!

Todos falsos! Nosotros, en cambio, tenemos una foto de una botella.

-¿Y la manifestante que le volaron la cara con un perdigón y murió?

-¿Quién? Ah. Bueno. Ella se lo buscó.

-Pero, ¿y la economía? ¿Defiendes el control de cambios?

-Defiendo el control de cambios, pero no cuando el control de cambios me controla a mí.

0612194507 009

-¿Y la inflación, producto de que el gobierno inyecte dinero inorgánico?

-¡No! La inflación es porque a un Portu le da la gana de vender las cosas caras, y porque somos consumistas.

-¿Fascismo no es agarrar un grupo de gente, digamos, periodistas, y molerlos a patadas en la calle?

-¡No! Es responder a una provocación. Denle una medalla a esos carajos.

-¿Y los colectivos violentos?

-No existen. Son pacíficos. Y te respondo en inglés.

-Dime, Lubrio, ¿cuál es la diferencia entre las dictaduras como la China o la Siria, el régimen islámico de Irán, y la de Pinochet o Trujillo?

-¡Eje del bien! ¡Eje del mal! Eeeeeeje (hace un bailecito).

cyborg

En ese momento, Lubrio se da la vuelta, y nos damos cuenta de que tiene dos cables saliéndole de la nuca. Es un robot sin capacidad analítica, mucho menos con empatía hacia los estudiantes presos, reprimidos o muertos.

Mucho después, nos enteramos de que es un robot sexual, como aquellos que describía John Manuel Silva en Afrodita, C.A.

 

De hecho, el modelo “Lubrio” es un éxito entre los adeptos al BDSM. Lo que más le gusta es que se lo violen analmente con un fusil.


 

GD Star Rating
loading...
El día en que @Lubrio se convirtió en un robot, 4.9 out of 5 based on 29 ratings

5 Comentarios

  1. Por personajes como este que viven en el rancho mental Neverland de Michael Jackson es que me invade el sentimiento masoquista de que las ratas que desgobiernan implanten su totalitarismo bolimarrano comunistoide en este país.

    Cuando se caigan de la mata que los milicos los van a estar arreando mientras viven en palacios… y ellos pasando roncha y haciendo gimnasia mental para autoconvencerse que esto es una revolución en beneficio del pueblo. Carajo, como es capaz de involucionar la izquierda pana. Puro cabroneador de mierda.

    ResponderResponder
  2. Lo triste es que este bobo no tiene ni siquiera la fineza táctica de hacer perfil bajo, que es lo que salvará a los verdaderos parásitos del poder. Por ejemplo, yo conocí, durante mis estudios y antes de que entraran al gobierno, a gente como Temir Porras y Alejandro Fleming. Ambos hicieron estudios en Ciencias Políticas en la Sorbona; Fleming en la Escuela de Altos Estudios de París.
    Estos tipos entienden de qué va todo. Ellos saben que el gobierno es una farsa. Pero también han entendido cómo meterse en ese medio, mintiendo, cubriendo y robando.
    Sin embargo, tienen la inteligencia suficiente como para ser cínicos y no creerse la mierda que propalan en sus declaraciones. Se salvarán, porque mientras Bracci y demás descerebrados creen que luchan por algo “real” y se bebieron el kool-aid completo, estos adefesios no hacen ruido, no llaman atención y pasan por debajo de la mesa. Se reciclarán en el gobierno de transición, y aparecerán después.
    Pero el gafo este no tiene ni siquiera la inteligencia mínima para entender la diferencia entre decir boberías sobre la CIA y los yankis, y actuar como alguien en una guerra contra la CIA y los yankis. Los estrategas, los real políticos, hacen lo primero, no lo segundo, y por eso las sociedades se olvidan de ellos. Pero Bracci, poniendo consignas incendiarias en Twitter o diciendo que Geraldine murió porque los GNB tienen mucha presión y bueno, tú sabes; lo que hace es grabarse en la memoria colectiva de los oprimidos que no lo perdonarán.

    ResponderResponder
  3. La verdad es lamentable que en una página donde hay tanta opinión crítica y objetiva se encuentre también alguien que sólo incita al odio contra una persona, y por cierto, de una manera muy ensañada, como si tuvieras un problema personal con él. Espero que los que lean este artículo lean aquellos que tú citas de él, porque encontrarán a alguien que hace crítica a la revolución, y defiende muchas cosas con argumentos reales.

    En cuanto a lo de Geraldine, en su artículo en ningún lugar dice que ella se lo buscó, estás mintiendo.
    Cita: “De ser las cosas tal y como la describen la prensa, es un hecho repudiable y aborrecible. Y la persona responsable del disparo a quemarropa, SEA QUIEN SEA, TENDRÁ QUE SER JUZGADA Y SENTENCIADA A PRISIÓN POR MUCHOS AÑOS, sin ninguna excusa.”

    Y recalco que tu opinión es lamentable en este sitio, porque aquí muchos están llamando a la unión del país, argumentado porqué el modelo no funciona e intentando llegarle a la otra población, mientras que tú escribes para insultar usando todo tipo de adjetivos descalificadores además de mentir descaradamente. Si alguna vez practicaste el debate, pues como que no te quedó nada de aquello.

    ResponderResponder
  4. Qué cómico eres, Luis. Ahora resulta que Luigino es Gandhi. No me jodas. Ese tipo tiene más de 10 años promoviendo el odio y la intolerancia, justificando las atrocidades y los desmanes del gobierno, creando espacios de pseudo reflexión donde al final el gobierno tiene la razón, para que bobos como tú lo llamen “crítica”.
    Por ejemplo, Lubrio fue uno de los que sostuvo la tesis esa de que a los reporteros a quienes se les molió a patadas en Caracas durante el reino de Chávez, “estaban respondiendo a una agresión”. Muy pacífico y solidario todo.
    Y claro que dice que Geraldine Moreno se lo buscó. Lo que pasa es que usa la treta retórica facilista esa de disculparse, por la forma, y luego decir, “sí, pero…”, cualquier curso de retórica 101 podrá decirte que afirmar, “mi amor, te molí a golpes, pero qué quieres que haga, no tenía opción”, no es exactamente una disculpa, o lo más empático del mundo.
    “De allí que usted tiene que ponerse en las botas del GNB moreno de 24 años, con ojos achinados y que proviene de un barrio humilde de Zulia, de una zona campesina de Apure o de un pueblo pesquero de Sucre, que tiene que soportar los insultos de un joven caraqueño de 28 años, descendiente de españoles, italianos o portugueses, que desde un vehículo comprado hace un par de años le dice cosas como “¡Maldito cubano de mierda, asesino, jalabolas de Maduro!”. ¿Es esto una lucha de clases? Lo dejo para la discusión”.
    Si eso no es una justificación, no sé qué es.
    Porque Lugino no sólo es un cómplice en la pérdida de nuestras libertades por su omisión, sino que ha coadyuvado a que nos convirtamos en un estado autocrático. En ese artículo, cita a Europa y USA para decir que a un Guardia Nacional no le gritarían en la cara. ¿Pues sabes que tampoco harían en USA o Europa? Lanzar colectivos paramilitares a dispararle a la población civil. Meter presos a candidatos políticos desde la televisión. Obligar a los empleados públicos a marchar. Hacer listas sobre los electores de oposición.
    Luigino ha, en muchas ocasiones, avalado esto.
    Helo aquí, esparciendo su ponzoña fascista y proponiendo colocar artistas en la lista negra, sólo por decir que la situación en Venezuela era preocupante y violenta:
    Luigino Bracci Roa ‏@lubrio
    ¿Cuándo no gastamos poniendo a Oscarcito en TODAS las tarimas del gobierno bolivariano, ah
    Antes de mandar otro tuit pidiendo música llanera.
    Los aparatchiks se hicieron eco de su odio, como puedes ver en este segmento, muy “paz y amor” de Zurda Konducta:
    https://www.youtube.com/watch?v=Yy5m996iV1c#t=534
    Y aquí está Luigino, burlándose del terror que vivieron los vecinos entre las manos de los paramilitares:
    Luigino Bracci Roa ‏@lubrio
    ¿Aún se puede postular para el Oscar? Este es uno de los videos q tuitearon anoche… toda una joya de la actuación

    Ah, pero según tú, esto no es llamar al odio, discriminar y abrirle puertas al fascismo. No, lo “lamentable” es escribir artículos cínicos sobre la negación de la realidad de este personaje.

    ResponderResponder

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here