Vamos juntos a diluir el odio… not!

8
756

La conferencia de la paz del gobierno bolivariano nació muerta. La razón fundamental es que el chavismo, con su lenguaje de guerra, es incapaz de pensar en paz. Según ellos, rodilla en tierra, la paz y la negociación es para los cobardes. Por eso todas las mesas de «diálogo» que montó Chávez fracasaron, por eso Maduro decide romper relaciones con Panamá antes de tolerar una discusión, por eso envían a Elías Jaua a mentirle a Ban Ki Moon sobre lo que pasa en Venezuela.

Mientras tanto, con el dinero de todos, se financian otros ejemplos incongruentes de campañas «por la paz» en cuyos manifiestos se multiplica el uso del lenguaje bélico (cuéntalas, en ese breve «artículo» para «diluir el odio» la palabra guerra es escrita 15 veces). Es fascinante ver como los «intelectuales» chavistas, luego de décadas de programación y resentimiento, hacen tristes carambolas mentales para deslindarse del odio y terminan hablando de batallas, guerras, fratricidios. No pueden contenerse.

Cuando vives en regímenes fascistas, aprendes rápido que debes interpretar exactamente lo contrario a lo que el gobierno dice. La campaña «Vamos juntos a diluir el odio» es un ejemplo traslúcido de cómo funciona la mente de esta gente, porque a diferencia de los estalinistas serios, estos son tan torpes que ni siquiera pueden ocultar sus intenciones. Ejemplo: el video de arriba. Según ellos, vamos a diluir el odio exaltando el resentimiento contra otros países diciéndole estúpida a la gente y parodiando a los ricos.

1378582490220

8 Comentarios

  1. Cierto tu análisis, exactamente pienso por cualquier lado que lo mires a cualquier dirigente de psuv. Hablan es de guerra, enemigos, y epítetos vulgares cuando se refieren a los que pensamos distinto , lo mejor es que no se logré el diálogo y exijamos nuestros derechos

  2. Yo opino que ese video debería ser reportado a youtube: fomenta el odio a un sector de la población, al gobierno, a los motorizados y los europeos. El usuario de cualquier sector que vea ese vídeo saldrá odiando al otro sector más de lo que lo odiaba.

    Que les hubiera costado hacer un video donde unos carajos chavistas fueran a jugar una caimanera con unos de oposición…

  3. Este video solo fomenta el odio y la xenofobia. Y luego hablan de paz? y de amor?

  4. @Daniel, podrías reportarlo, pero yo prefiero tenerlo como ejemplo hasta el fin de los tiempos, para cuando esos chavistas clasemedieros de buenas familias me digan que son víctimas del acoso mediático y la campaña de odio dirigida por la NASA.

  5. pareciera que el clasismo es la gasolina q alimenta a la revolución, las excusas de la ineptitud del gob siempre han sido y serán por culpa de otros q no son ellos, saludos!

  6. @Pratt,

    Tu comentario de preservar el video me recuerda a otro evento Chavistico, el cual tuvo una reacción similar por parte de los afectados, me explico.

    Hace unos 12 años, durante una marcha oficialista en Plaza Venezuela, unos participantes de esta marcha tuvieron la «genial» idea de grafitear el mural Conductores de Venezuela, obra de Pedro Leon Zapata.

    Obviamente, mucha gente estaba indignada ante semejante acto de barbarie.

    Recuerdo perfectamente a Sofia Imber hirviendo de la arrech… por el suceso. Comenzaron a hablar de la limpieza del graffiti a lo cual Imber declaro categoricamente (palabras mas, palabras menos):

    NO! Dejenlo asi. De esa manera quedara regsitrado para siempre el nivel de salvajismo de esta gente.

    Para bien o para mal, limpiaron el grafitti.

    Saludos.

  7. En serio es un vídeo para diluir el odio?… en serio? O.o

    Bueno esa es una de las tantas incongruencias de este gobierno, o desgobierno, como hablar de inclusión excluyendo… o de paz con armas… o…

  8. Concuerdo totalmente con el análisis del video.

    Me recuerda, este otro, del otro bando que trata a duras penas de ver y de reconocer «al otro» (al chavista) pero a todas luces no lo logra…

    http://youtu.be/sA3W-W4d9pA

    Según este video el «chavista» es representado por un viejito pobre, negro e ignorante que aprendió a leer en una misión y que no sabe un carajo de economía… mientras que el «opositor» está representado por una joven idealista, catirita, linda, universitaria, educada, inteligente, defensora de los derechos humanos de la libertad, la paz y la justicia…

    Las dos representaciones son verdades a medias.

    Uno puede discutir hasta el cansancio los argumentos de uno y otro lado, y estar de acuerdo mas con un lado o el otro, pero es obvio de un diálogo libre de adjetivos racistas entre ambas partes es imposible.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here