Paris es la capital de Francia o por qué debes ver televisión

19
304

Hace unos meses mi papá me comentaba que un compañero de clases en la Misión Sucre (sí, mi papá estudia en Misión Sucre, ‘Daddy Issue’ que no le interesa a nadie!) preguntó que cuáles eran las capitales de Francia e Inglaterra. Me tomó unos segundos entender el comentario. No voy a hablar sobre la calidad de enseñanza de las Misiones educativas del gobierno, no creo que sea el punto. En realidad me impresionó la inocencia más que la ignorancia del individuo que hizo la pregunta. Llegué a dos conclusiones rápidamente: 1) eso es algo que se aprende viendo televisión, no estudiando; 2) definitivamente saberlo no es algo que le sirva en lo absoluto para sobrevivir en su entorno. Comprendí que estamos a años luz de que la educación formal en Venezuela sirva para algo más que mantener a los chamos distraídos mediodía fuera de casa. Y que entonces es y debería ser la televisión la que supliera mínimamente el enorme vacío de contenido educativo que cada vez más va dejando la escuela. Porque sabemos que el chamo llega a la casa y se pone a ver televisión (no lleguemos a los videojuegos y a Internet todavía!) y al menos deberíamos poder usarla para algo más que entretenernos (creo que eso ya ni lo hace). La familia es la base de la educación y todo ese cuento que ya sabemos, pero el aparato de televisión es un miembro presente en la casa y si va a estar allí tan permanentemente al menos utilicémoslo de forma adecuada.

Si usted es un adulto que no sabe cual es la capital de Francia es porque no ha visto suficiente televisión en la vida, porque eso es sólo un dato, un par de palabras, no necesita leerse un libro entero para saberlo, no hay que estudiar un año tampoco. Si usted no lo sabe es porque nunca vio comiquitas de Bugs Bunny o Animaniacs, pero sobretodo si no lo sabe es porque no le interesa ni le sirve para nada saberlo. El joven que hizo la pregunta lo hizo más por curiosidad que por saber algo que realmente le interesa. Los factores del entorno, la clase social, el estilo de vida y el interés personal que tengas darán la pauta para que aprendas tales o cuáles asuntos. En la socialización cotidiana de hoy en día nadie vive hablando de Francia o Inglaterra, pero si usted llega al punto de sentir alguna curiosidad al respecto cabría preguntarse por qué, quién le inoculó a usted el gusanillo de la curiosidad para que ahora de adulto quiera saber algo que debió y pudo aprender de niño, y que sigue sin servirle para mucho el estar en su conocimiento.

Cuando Telesur abrió su señal, constantemente pasaban propagandas donde entrevistaban a personas comunes de la calle en diferentes países latinoamericanos, preguntándoles si sabían cuál era la capital de Francia y después le preguntaban cuál era la capital de Honduras. Por supuesto todos sabían la respuesta de la primera pregunta pero no de la segunda, y sentían vergüenza por ello. Yo creo que ninguno de nosotros transeúntes o televidentes de Latinoamérica, tenemos la culpa de que en Paris haya ocurrido hace más de 300 años un hecho histórico trascendental para el hemisferio occidental y en Tegucigalpa pues no. Eso sí es manipulación mediática. Pero igual puedes aprender un par de capitales, si prestas la debida atención. Y no necesitaste ir a la escuela para saberlo. En este artículo Milagros Socorro habla de un niño de 12 años que no sabe que Caracas es una ciudad y no un país. Insisto, la televisión puede explicarle eso, no tiene que ser necesariamente la escuela.

Yo me he pasado la vida viendo televisión, me fascina, no voy a dar detalles personales de por qué veo y he visto tanta pero tanta televisión. Lo que si puedo decir y hasta con orgullo es que he aprendido muchísimo viendo televisión, cosas que no me habrían enseñado ni en mi casa, ni en la escuela ni en la calle. Este no es un alegato a favor de la televisión, que tiene defectos asquerosos e incorregibles, es solo una confesión personal sobre lo mucho que he aprendido con la televisión. Nunca he entendido el aire de superioridad que tienen las personas que dicen que no ven o casi no ven televisión. No la vea si no quiere, no le gusta, no le interesa o no tiene tiempo pero no suponga que eso lo hace mejor persona. Conocí a alguien que trabajaba escribiendo guiones para un programa de televisión alternativa y se vanagloriaba de tener 20 años que no veía televisión. La soberbia es arrecha! Pero bueno, la televisión también hace esas cosas, hace que la gente que no la ve se crea mejor que la que si la ve.

En la viña del Señor hay de todo y en la televisión también! En los años ochenta usted podía ver programas de televisión de los 80, de los 70, de los 60, 50, 40 y hasta de los 30. Hoy en día lo más viejo que verá en televisión será de los 90 cuando mucho. ¿Eso es bueno o es malo? Ya que a la mayoría le gusta que le hablen en esos términos, personalmente me parece mejor la posibilidad de haber visto Los Tres Chiflados originales en señal abierta en el televisor de mi casa, que tener que pagar el paquete del DirecTv que trae el canal TCM que pasa series y películas viejas para poder verla, o peor aún tener que ir el próximo año a una sala de cine para ver una versión de esa serie con actores que no habían nacido cuando se hacía esa serie. No sé si se entiende el concepto de ‘original’ en todo esto. No sé por qué alguien cree que Beverly Hill 90210 era una serie tan buena que había que hacerle un remake, pero menos entiendo que alguien prefiera de hecho la nueva versión que la original. Cuando el vi documental “Everything is a remix”, entendí mucho de lo que sucede actualmente en los medios de comunicación y en la cultura pop de hoy, tan vasta y anodina. O sea, todo era tan de pinga antes que solo hay que copiarse y hacer nuevas versiones porque ya no se nos ocurre nada nuevo ni mejor. Como decía Guaraira el personaje de Nené Quintana en la extinta Radio Rochela, ya todo está hecho, ya todo está dicho. El refrito es lo que hay y de nuevo pregunto ¿está bien o está mal?

Otro día mi mamá me comenta que conoce a un chico de 22 años que tiene puesta una franela de The Beatles y le pregunta a él si sabe quienes son y si ha oído su música, y yo pregunto por qué demonios alguien de 22 años no va a saber quienes son Los Beatles… o más bien por qué SI habría de saberlo. Un vecino menor de 25 años no sabía que a Britney Spears la llamaban la Princesa del Pop porque a Madonna ya la habían llamado la Reina del Pop. Si usted se pone a ver un programa de farándula de la televisión regional venezolana se dará cuenta que en el fondo los presentadores no saben mucho de farándula. Entonces yo me pregunto, ¿de qué carajos sabe una carajita de 20 años con las tetas operadas que es animadora de un programa de farándula, cuando no sabe nada de farándula? ¿Si usted no sabe quiénes son Los Beatles y tampoco sabe cuál es la capital de Francia, de que demonios sabe usted en la vida? ¿Qué diablos te enseñan en la escuela, que diablos te enseña tu familia y que diablos te enseña la televisión como para que no sepas ni una cosa ni la otra?

Siempre me encantó esa meta realidad de ver un programa de televisión donde alguien dice ‘eso lo aprendí en un programa de televisión o en una película’, es verídico, claro que no se trata de que aprendas con McGyver pero si de que aún en medio del supuesto entretenimiento puedas tener la mente abierta para aprender alguna cosa. Y no todo tiene que ser malo. Hay que leerse hoy en día “El Mago de la Cara de Vidrio” para entender lo Naif que era la idea de que en los sesentas la televisión era un asco, siempre puede haber algo peor y eso lo comprobamos ahora todos los días. Porque las propagandas de Burguer King de los ochentas te enseñaban un modo de vida tan norteamericano, pero te pregunto si es mejor o peor lo que te enseñan las propagandas de hoy de zapatos deportivos para hacer ejercicios y tener un culo inmenso como el de Sandra Martínez, digo, bien por ella, su culo y los zapatos si de verdad te tunean así, pero yo francamente prefiero una alienante y pitiyanqui propaganda navideña de Coca Cola.

Vamos, hay que repetir por millonésima vez que la televisión y los medios en general no son tan malos como los pintan, siempre puedes cambiar de canal, digo no sé, a mi me parece muy fácil apretar un botón y mandar al olvido cualquier cosa que no te guste, en la vida real no puedes hacerlo, aprovecha que con la televisión si puedes. Stan de South Park lo dijo muy claro en una ocasión: ‘los padres usan a la televisión como niñera y cuando la televisión no les enseña cosas buenas a sus hijos van y se quejan y esperan que cambien la programación’. Aparte del ‘HEY, ocúpate de tus hijos!’ comprendamos que la televisión no tiene un fin específico, sirve para mucho y no sirve para nada, a estas alturas depende mucho de usted como la utilice porque sobretodo gracias al cable la oferta televisiva es muy amplia.

Hay mucho que aprender, dejemos de lado por ejemplo el discurso de lo malas que son las telenovelas o de los patrones estéticos establecidos para las mujeres y todo ese blablabla machista que habla más de las inseguridades masculinas que de las femeninas, veamos los valores aunque pocos que nos pueden transmitir (¿cuando uno empieza a usar la palabra ‘valores’ es que se está poniendo viejo?) Y ni te cuento de la que he aprendido de inglés viendo televisión, le tengo que agradecer eso a Seinfeld especialmente. Porque no se trata de las recetas de El gourmet nada más, sin embargo La Calle en Venezuela parece que no te permite demasiado aplicar esas recetas.

Demasiada gente ve televisión pero si les dices que aprendiste tal cosa viendo televisión no te creen o te toman por un carajito idiota que copia lo que ve en pantalla, es decir de plano no hay nada que aprender de la televisión, no es para eso que la hicieron. Chévere. Disculpa mi amplio vocabulario producto del visionado de programas de concurso españoles, en televisión nacional no se pueden decir groserías, debo aprender a decir ‘marica’ y ‘huevon’ más seguido. Si lo admito ‘me falta calle’, pero a ti ‘te falta televisión’. ¿Te haría daño ver Sun Channel y aprender que en agosto es invierno en Argentina? Entiendo que eso no paga el pasaje del carrito por puesto, a mi tampoco me lo paga, tienes razón para qué habría de saber un dato tan irrelevante como ese. Supongo que hay mucho más que aprender con las narconovelas colombianas. Pero discúlpame me estoy poniendo demasiado conservadora, me tocará ver más Cinemax después de la medianoche, aunque si te digo algo, si crees que de verdad vas a poder aplicar lo que aprendas viendo ese canal a esa hora, entonces te doy la razón, no sirve de nada ver televisión!

19 Comentarios

  1. La televisión ciertamente educa. Digo, quien no aprendió de música clásica con Bugs Bunny? o jazz viejo con Tom y Jerry?

    Gran entrada. Francamente no hay mucho que comentar al respecto, solo que la gente debería tomarse las cosas con calma, relajarse y ver la televisión con sentido crítico. En los 60 decían que Mi Bella Genio era inmoral por mostrar el ombligo, joder! que quedara para Rosita entonces (sketch, por cierto, reciclado desde los tiempos de Fedra López, Carolina Muzziotti, y demás vedettes)

    La tele es un medio de comunicación. Pasa información. El receptor toma la información que le interesa (intereses basados en su experiencia y en su aplicabilidad práctica en su vida cotidiana), la procesa y la hace suyo. Fin del cuento. Capaz alquien no sabe cual es la capital de Francia, pero sabe hacer Creme Brulee (o como se escriba) gracias a Sumito o Gordon Ramsay.

    Y antes de que digan “ah, entonces los malandros son así por la tele” es un simplista. Yo veo Bones y CSI y no por eso he decidido meterme a asesino en serie o a querer asimilarme al CICPC y andar con luminol para arriba y para abajo.

    En resumen (y yo que no iba a hacer un comentario, soy tan creíble como una pistola de mariachi), hay que aplicar la de Hunter, el Cazador: funciona para mí.

  2. Andreina totalmente de acuerdo contigo en muchas cosas, lo que de verdad si no estoy acuerdo es con las novelas que te enseñan a ser un perfecto idiota, la televisión venezolana no vale ni un centavo, en especial las telenovelas cuyo universo gira en torno a cohibiciones sexuales de los protagonistas. Otros paises producen cosas malas tambien, pero sí buenas, Yo te digo, yo aprendí a ligar viendo Friends, imaginate… Y aprendi de matematicas viendo the big bang theory… Aprendí mas de buenos modales con Marge Simpson que con Mama!!!
    UN SALUDO…

  3. Yo puedo decir honestamente, sin que me quede nada por dentro, que les debo a la ‘parabólica’ de mi edificio (primero) y a Supercable (después) la posibilidad de haber completado una maestría en un país anglosajón (y con un acento bien jodido), sin necesidad de pagar la boloña del British Council o irme a estudiar inglés en los yú es ei. Unos pocos años viendo programación en inglés, sin subtítulos y luego sin closed captioning fueron más significativos en mi aprendizaje del idioma que 11 años estudiando inglés en el colegio.

    Definitivamente Seinfeld se lleva por los cachos a cualquier profesor/a de inglés de cualquiera de los colegios donde estudié.

  4. Te lo voy a decir cuando tenia 3 años la tlevivision me tenia enganchado, no me perdia el zorro y menos el llanero solitario, mi mama me contaba que me ponia a llorar cuando terminaba. Y entonces quize saber de donde salian las imagenes.
    Desarme el televisor. Y no habia nada, pero me di cuenta que habia un cable que llegaba a la pared, supuse que por ahi llegaban las imagenes. Busque un cuchillo y comenze a escarbar en el enchufe.
    Despues de varios corrientazos y de casi quedar electrocutado me di cuenta que por ahi no era el asunto.
    (en mi familia piensan que quede turulato por eso)
    Menos mal que aprendi a leer y deje de ver television. De cualquier manera era mala. Solo veia el canal 8 ahi aprendi sobre la opera y el ballet en un programa que pasaban los sabados por la mañana. y casi mas nada.
    Mi promedio en la television hasta los años 90 era de 3 horas a la semana. Salio el cable.
    y toda la television que no habia visto la estoy viendo, claro que history, discoverys y natinal geo son mis favoritos y parendo mucho o veo en tv lo ue prendi en los libros y es mas bonito.
    Pero de verdad perdi mi vida sin ver tv

  5. Gracias a todos! Alejandro exactamente a eso me refería, vea la televisión relajado, tenga la mente abierta y si no le gusta cambie de canal.
    Fresita tal vez no me expresé bien en cuanto las telenovelas, sigue tratandose de un ‘no haga caso’ a eso, efectivamente la televisión nacional es asco, pero todas las generaciones desde que se inventó la televisión han dicho lo mismo, entonces el consejo de nuevo: cambie de canal o apaguela. El ojo del amo engorda al ganado. Somos demasiado sugestionables, dejamos que la televisión nos lave el cerebro ¿y no podemos aprender nada bueno en el proceso?
    Y Wharholio ese es el punto, es que hasta tiempo y dinero te ahorras viendo mucha televisión que estudiando tal o cual cosa, ojo siempre que prestes la debida atención.
    Xluis tu caso es diferente, tu naciste aprendido, la televisión solo te confirma todo lo que ya sabias! ;P

  6. En verdad tengo como un millón de cosas más que decir en favor de lo mucho que se puede aprender viendo televisión, de cuan buen sustituto puede ser de la educación formal en un país donde la inseguridad se come la vida en la calle, y en donde el gobierno ahora quiere editar libros de textos para enseñarle a los niños cosas que tal vez funcionaban hace un siglo pero que hoy con la tecnología simplemente es de cavernícolas! Por favor vean mucha mucha televisión, preferiblemente cable, manquesea apréndanse unas capitales!

  7. Magnífico. Todo el comemierdismo de esos que se juran más avanzados que los demás porque no ven tele, me recuerda mucho a ciertos críticos de cine, igual de comemierdas, que sólo les interesan las películas que nadie ve, nadie entiende y a nadie le importan. Tremendo artículo, Andreina.

  8. Excelente artículo, Andre

    El que no aprecie a la tele en sus justas proporciones, se perdió y se perderá de grandes joyas

  9. Me gusto la referencia a los tres chiflados en original, yo soy de esa epoca tambien, por cierto la misma del jazz que menciona Alejandro y anhadiendo algo mas a lo ke dice Alejandro, a Tarantino le reclamaban ke la violencia de sus peliculas incitaban a la violencia en la calle a lo cual el respondio ke en los 50 las peliculas giraban en torno a musicales y bailes y no por eso la gente en los 50 andaba balando en la calle ni bajo la lluvia , y pot ultimo pienso como andreina, esa vaina tiene un boton si np te gusta lo apagas y ya. Excelente articulo

  10. Ah no chama te estaba leyendo tan bien, ya me habías cautivado, cuando te metiste con Sandra Martinez, debí sospechar que había un dolor soterrado incrustado en este articulo. Que manera tan despectiva de referirte a Sandra Martinez. Yo aprecio tu intelecto Andreina, pero Sandra Martinez también tiene que ser erótica, eh…
    Andreina, me gustaría ver tu cuerpo, para ver porque eres tan irónica con el erotismo de Sandra Martinez…

  11. Ese comercial lo repiten bastante por la Tele, por eso tome ese nombre. El Articulo es de esos que recaban todas las quejas y las colocan de manera que tu estas de acuerdo totalmente y es que es así. De Bueno lo tiene todo, no es la epístola que suelo leer aquí (gracias por eso) y aclaro aquellos largos artículos son igual de buenos pero cansan, hay que aprender a ser conciso en pocas cuartillas. El aprendizaje tomado de la Televisión esta aun en proceso, hay que permitirse seguir frente a el pero mas con la mente en modo critico como se menciona hoy mas que nunca. Yo también mejore mi ingles viendo los canales que son parte de BBC cuando aun no los habían quitado del cable. Recuerdo que la VTV de los 80 y 90 (94 cuando mucho y a pesar del golpe) era sumamente educativa, cosa que a lo mejor ya habrán mencionado en otro art.

  12. Gracias de nuevo a todos. Este tema daría como para cinco artículos más pero creo que se entendió el tema, a pesar de lo largo intenté ser muy concisa, ni que hablar de los noticieros, el sicoterror que te mete el proceso hace 12 años, la alienación norteamericana y mucho más, es que apartaramos todo eso veríamos cosas increíbles en la pantalla!
    IMG es cierto VTV hasta mediados de los 90 no solo era muy educativo sino hasta más adelantado que los otros canales, solo que no tenían la estética ni el aire de superficialidad cool de venevisión o RCTV, de hecho VTV trajo series como Baywacht que después compró e hizo su agosto RCTV.
    Elmensaje no se si entiendo a que te refieres con que quires ‘ver mi cuerpo’ y creo que prefiero no entenderlo, de todos modos si lees bien te daras cuenta que no hablo mal de Sandra Martínez, hasta casi alabo su enorme trasero, solo lo ponía de ejemplo sobre la abundante vulgaridad y simplismo que vende la publicidad, es más nisiquiera desmejoro el producto que vende, es solo el método, mas que los zapatos venden una idea forzada de como vivir y resolver algunos problemas (revolveras, celulitis), nisiquiera me molesta el uso del cuerpo de la mujer, me molesta la obviedad y el insulto a mi intelecto, digo podrian convencerme igual de comprar el producto sin mostrarme un close up de las nalgas de la tipa. Se creen que uno es idiota y ni si se puede quejar!

  13. Andreina ya va, es que yo casi entiendo tu lógica: Lo que pasa es que tu eres “mujer,” y antes de ver el culo de Sandra Martinez, prefieres ver una alienante y pitiyanki propaganda de Coca-Cola, hasta aquí te acompaño, coño yo no sabia que una propaganda de Coca-Cola era mas intelectual y respetuosa para el televidente, que una propaganda de Sandra Martinez mostrando el culo, existen las playas sabes, si tienes hijos no los lleves porque pueden ver muchos culos al aire libre. Tu si me vas a matar con tu maniqueísmo, vale.
    Según tu “lógica” hay abundante vulgaridad y simplismo en la publicidad, cuestionas el método, ¿Entonces yo debería amargarme si Winston Vallenilla sale en un comercial de zapatos mostrándome su pene abultado en un pantalón? Y debido a esta vulgaridad ¿yo debo preferir ver una propaganda de Café flor de patria???

  14. Elmensaje efectivamente una propaganda de Coca Cola es más respetuasa pero no mas intelectual que una en la que muestren un gran trasero. La intelectualidad en la publicidad no es ningun asunto obligatorio pero el respeto si lo es, y ese respeto tiene que ver con un sinfin de cosas además de la sexualidad. Yo creo que si deberias amargarte por un comercial donde salga Winston Vallenilla mostrando el paquete, pero esa es solo mi opinión, tu veras lo que haces. La publicidad alguna vez debe salir de la fórmula teta+culo+pene simplemente porque está devaluada, todo el mundo la conoce y no me parece que siga vendiendo igual. Pero repito, es solo mi opinión, sea feliz viéndole el culo a Sandra Martinez!

  15. Jajajajaja Gracias, si, seré feliz viéndole el culo a Sandra Martinez, y seré feliz viendo culos en la piscina, y en la playa… no pienso que el culo de Sandra Martinez sea mas irrespetuoso en una propaganda de televisión que ver el culo de Sandra Martinez en la playa. Repito, en la playa hay muchos culos, y eso es falta de respeto??? Que filosofía es esa??? tu estas bien equivocada mi pana, tu lógica carece de una buena base. ¿O es que ahora hay que vender zapatos a punta de propagandas aburridas, pacatas y recatadas???
    Hola, la señora pudorosa, y decentemente vestida, le ofrece estos zapatos que tornearan su cuerpo. zzzzzzzzzzzzzzzzzzzz…
    O tal vez mas intelectual seria el comercial de zapatos que sale en la película: “Lo que ellas quieren” donde Mel Gibson escucha los pensamientos de las mujeres, pero no, estamos en Venezuela y tu ética no llega a los barrios, si acaso tus opiniones pro-intelectuales llegaran a La Castellana, o al Cafetal, pero así como tu piensas, no puede pensar un publicista que quiera llegar a las masas…
    Posdata: si yo fuera mujer, no se que opinaría, pero soy hombre, viva el culo de Sandra Martinez que yo al principio no sabia que era un comercial de zapatos, solo veía al culo de Sandra Martinez, me la bucee y soy feliz… se feliz tu con tu moral religiosa…

  16. Bueno era evidente que íbamos a llegar a esto elmensaje. Piensa lo que quieras, opina lo que quieras, esta página es libre para que cada quien diga lo que quiera, si no te gusta lo que digo, puedes ignorarme campantemente o escribir tu propio artículo con argumentos de mucho más peso que el mio, y seguirás siendo quien eres, pensando como piensas y haciendo lo que haces. Vive tu vida e ignora las opiniones de quienes te molestan. Como en la televisión puedes cambiar de canal si no te gusta lo que ves, en internet tambien puedes dar clic en la x que esta en la esquina y cerrar la página y ya no ver lo que te moleste. Es simple. Off!

  17. Estas molesta porque yo no te aplaudo tu opinión despectiva en contra de Sandra Martinez, yo estoy muy claro: El comercial de Sandra Martinez no es irrespetuoso, como tampoco es irrespetuoso las personas que están en traje de baño en una playa.
    El hecho de que no me guste algo, no quiere decir que me tenga que salir, para eso es la Internet, y paginas como esta para debatir.
    Ignorarte seria una irresponsabilidad, ya que emites unas opiniones por este medio de comunicación que no pueden ser ignoradas, y me gusta hacer comentarios donde replico lo que no me parece.
    Vive tu vida??? Naguara chama yo pensé que eras mas inteligente, ya veo que te brota la intolerancia, te irritas con facilidad, ten paciencia vale, yo no soy ningún bruto, puedes “razonar” conmigo, no es necesario que me mandes a sacudir, como si tu fueras una adolescente. ¿Osea, si no me gusta, me voy? menos mal que no eres una dictadora porque me exiliarías. Si es así como dices: tu también deberías vivir tu vida y dejar de enjuiciar a Sandra Martinez.
    Mientras sigas despotricando de Sandra Martinez, o de los comerciales eróticos, aquí estaré para rebatir tus opiniones.
    No estoy molesto, solo que no comparto tu critica despectiva a los comerciales eróticos, si sabes de algún comercial que sea intelectual para vender esos zapatos me avisas. Un beso y un abrazo para ti, mi amor.
    Posdata: No me corras vale, que es eso de Off!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here