De palangristas y mediocres

10
299

En el nuevo episodio de nuestro sainete tropical llamado “Venezuela”, un ridículo caso sobre el cual todos nos deberemos pronunciar (porque así lo requiere el aparato político):

Aquí vemos a alguien “ejerciendo el libre derecho de la libertad de expresión” (sic), al amedrentar a un imbécil como Ravell y llamarlo palangrista. En otra muestra de la elevada discusión política que se lleva a cabo en nuestra ágora, Ravell le responde haciendo alguna referencia ginecológica y maternal, no muy original, antes de pasar a la no menos caduca amenaza de los coñazos.

¿Qué es periodismo en Venezuela? Seguir a un tipo con una cámara e insultarlo. Vaya concepción. Porque aquí desde hace rato se fueron de vacaciones los cerebros, llevándose los periodistas que aparecían con, ¡oh, sorpresa!, datos en la mano, investigaciones, averiguaciones. Entre este bolsa y la gafa que le pregunta a Barreto basándose en rumores y leyendas urbanas, pues el nivel de los periodistas de este país ha alcanzado peldaños subterráneos inauditos.

En el medio, nosotros, la gente que debe escoger entre Ravell y el niño de la gorra, entre un oligofrénico y un mediocre, todo para borrar del mapa lo importante: Que el jefe de Globovisión sea un cerdo es una afirmación baladí. Pero no es gritando insultos a lo Miguel Cabrera contra Jesús Guzmán que se ejerce la libertad de expresión. Eso es lo que falta, que Cabrera diga que él sólo estaba “ejerciendo su libre derecho de libertad de expresión” al ventilar sus sospechas sobre las preferencias del felatio que tiene su homólogo de los leones, en un juego la semana pasada.

Vamos a llegar lejos.

Artículo anteriorEl insólito caso de la pornografía parlamentaria
Artículo siguienteFrente Cultural por el Sí
Barman, guía turístico, sirviente y amo de casa, traductor, profesor de lenguas, niñero, encuestador en la calle, extra de películas, vigilante nocturno, obrero de mudanzas, editor de películas, músico de Metro; eso hasta ahora. Aparte de sus incursiones en el mundo laboral, escribió y publicó novelas (https://www.panfletonegro.com/v/2010/11/22/yo-mate-a-simon-bolivar/), colaboró con periódicos y revistas electrónicas y participó en debates y mesas redondas. Hoy en día, colabora con oscuros y desconocidos artistas de todo tipo y añora realizar su sueño, ser dueño de un circo. Por las noches lleva a cabo audiciones para el puesto de “tragadora de espadas” con mujeres de todo tipo. Jamás ha practicado patinaje artístico.

10 Comentarios

  1. Ese es un ejemplo de lo bajo que han caido los medios de comunicacion en este pais, sin distingo politico. Han caido al nivel de Aji Picante y el periodismo amarillista de farandula.

    Por cierto, notese la corbardia del reportero de Avila al esconder el logo del canal durante la entrevista. Una practica acostumbrada segun la etica invertida de ese canal, de hacer entrevistas y no identificarse. Y de preguntarse cinicamente porque la gente se molesta y no les contesta (me paso una vez en la universidad con uno de estos personajes).

  2. Aqui se confunden los terminos, NO existen periodistas, si no personas que estudiaron comunicacion social, o periodismo.
    y como personas que son, tienen derecho a arrecharse, enamorarse o montar cachos, nadie hace pipi siendo periodista, o abogado, lo hacen como seres humnos.
    y como tal le mento la madre por lo que considero un insulto. Hay dias que yo podria pasar muchas cosas, pero hay otros que na mosca pasa y comienzo a mentarle la madre; como culaquir ser humano, con la cantidad de cromosomas normal..
    ¿que ahora el periodismo enzolano este en las ultimas? lo admito, claro que si, y es debido al estilo planfletario del gobierno, el cual fue adoptado por la mayoria de los periodistas. Pero no lo periodistas o las personas que optaron por estudiar esa carrera.
    es algo que en tu post no qeda claro y se presta a confunciones conceptuales.
    ya que no se puede ser afirmaciones de ese tipo sobre un conjunto tan basto de personas ” los periodistas..” es mas acertado decir” algunos de ellos” ” la mayoria de ellos” pero no puedes conceptualizar a un conjunto por el comportamiento de algunos d elos mienbros del conjunto

  3. No soy fan ni de Ravell ni de Borges ni de los otros dos, pero en esta oportunidad me parece que se bailaron al caliche guevón ese de cuatro maneras diferentes… pero en todas salieron victoriosos. El hecho que Chávez no vea lo mal que quedó su chamín en este intercambio es un claro síntoma de su pérdida de olfato político.

    Yo aquí veo, si no conociese a ninguno de los actores, a un carajito mamaguevo molestando a unos señores que vienen llegando de viaje cansados… y veo cómo lo manejan con sorprendente cordura. Ravell es el único que se arrecha, con toda la razón del mundo, y le ofrece coñazos al colombianito, el cual arruga feo, se pone chiquitico, demostrando que ni con toda la GN a su favor es lo suficientemente hombre para enfrentar a Ravell, que tiene a todas las fuerzas en contra en ese lugar.

    Creo que les salió el tiro por la culata. El malandreo periodístico fue enfrentado con dignidad, y quedó piche, como todo lo que hace Avila TV.

    Si algún día tengo la suerte de que me reciba ese mamaguevo en maiquetía… pues voy a la cara, sin escala, sin ética periodística, coñazo es lo que hay que darle a ese pajúo.

  4. A mi la escena me dejó descolocado por tres razones:

    1. Lo que menciona krisis: está todo montado para que te obliguen a elegir. Y digo “montado” porque eso no es casual. Pareciera ser el acuerdo tácito entre los dos “bandos”

    2. El juicio público que hace “el colombianito”, con todo el aparataje del estado respaldándolo. Esa es una de las caras más obvias del fascismo. Y en VTV, el canal más conservador y de derechas de nuestro espectro mediático, por supuesto lo celebran.

    3. Esos “líderes” de los partidos políticos de oposición necesitan urgente unas clases de comunicación. No solo le siguieron el juego al entrevistador, sino que además desperdiciaron una oportunidad dorada de ocupar espacio al aire en los medios del estado para hablarle a esas 20 millones de personas que no pueden verlos jamás.

    Yo no creo, JJ., que se lo hayan bailado. Me parecen que quedaron mal y el entrevistador quedó más o menos bien, considerando su corta edad.

    La sensación que me dejó fue, en todo caso, que me bailaron a mi.

  5. Pues no, Luis, existe lo que se llama profesionalismo, algo que en el periodismo hace años que se perdió. ¿Cuál es la información que sacamos del sketch (porque eso es lo que es)? La victoria pírrica y protofascista, como dice Pratt, de que “el periodista del proceso” insultó en la cara a Ravell.
    Igual vale para Ravell, que neciamente habla del asopado en Dominicana (¿wtf?) y luego se le va la chaveta. Dudo que sea el tipo de paladín periodístico como Edward R. Murrow (véase la película “Good luck and goodnight”) que necesitamos en el país.
    Y claro que se puede hablar de generalidades. Si no, para qué diablos existe la estadística. Basta leer las columnas de opinión, reducidas hoy en día a una colección de cartas al lector de llano contenido y análisis, para darse cuenta que el periodismo y los periodistas acá son una basura. Simple y llanamente. Según tu lógica, no se puede hablar de nazismo o nazis sino de ciertas personas en la alemania de los ’40 con tendencias nacional socialistas, porque no todos los alemanes eran nazis. Es una soberana incongruencia analítica, como verás.
    A esto estamos reducidos, igual que lo estuvimos a presenciar actos ridículos de golpes en el pecho cuando cerraron RCTV o suspendieron el concierto de A. Sanz, porque así es este país sin luchas, sin ethos y sin norte, que se agarra de donde puede para reciclar movimientos mundiales y buscarles sentido. Pronto verán a los medios proclamando cómo los cuatro gatos oligofrénicos que heredaron el movimiento estudiantil de Stalin y Goicoechea son los artífices de nuestro Mayo del ’68. Anótenlo.

  6. …Bastante bueno el artículo de Barrera T. de El Nacional de hoy sobre el “affaire” Ravell:
    http://www.noticierodigital.com/forum/viewtopic.php?t=476758
    “Así calificó la escena, más cercana a los malos chistes de una cámara cándida que a una faena periodística, entre Ravell y compañía con Ávila TV. Si hubiera sido al revés, si un reportero de Globovisión le hubiera dicho corrupto a un alto funcionario del Gobierno, la cantaleta bolivariana habría entonado sus himnos de denuncia del golpismo, del fascismo, pidiendo una inmediata acción legal en contra de ese canal apátrida”
    Echenle un ojo.

  7. Hola krisis muy buen artículo, pero me temo que tiene como 8 o 9 años de retraso, no, mentira, tiene más.
    ¿Quién no recuerda el famoso a mí no me jodes tú de Lusinchi? me acuerdo que le hicieron un a puerta cerrada con Marieta Santana para celebrarle la gracia al periodista.

  8. Epa Krisis, como siempre tus articulos son concisos y precisos: justo al punto y nada de paja alrededor.
    Miren panas, si aqui alguien quiere seguir discutiendo sobre el profesionalismo periodistico o el nivel de la discusion politica en Venezuela tenemos que dar prueba de buen sentido, humildad, honestidad y claridad. Quien carajo (que se respete y tenga dos dedos de frente) puede ponerse a discutir si los periodistas oficialistas y oposicionistas tienen un criterio claro e independiente sobre la realidad nacional e internacional? No me hagan reir, por favor.
    Y que decir de los bufones politicos: Ravell, Chavez, Mario Silva, el ciudadano aquel… son todos una comicas y bien malas. Y no se si reir o llorar…
    Lo otro es que eso no comenzo ni ayer, ni hace diez annos. Esa podridumbre empezo hace tiempo y hoy en dia, la maceracion apesta!

  9. En la versión larga, cuando le hacen la entrevista a Carvajalino me sorprende que no le hayan preguntado porqué le dijo palangrista a Ravell y él mismo en ningún momento se acuerda de haberle dicho eso, sólo retuvo la agresión contra él y no lo que lo produjo. Curioso ¿no?
    Otra cosa, ¿este muchacho es un periodista o un indicador? Hace un interrogatorio pero no quisiera que le respondieran, por eso recurre al insulto para provocar al interlocutor y así provocar un efecto. En verdad no se sabe quién de los dos es más palangrista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here