¿El diálogo y la persuasión son el Camino?

I

En estos días me recomendaron un libro. Towards a Civil Discourse: Rhetoric and Fundamentalism de Sharon Crowley. El resumen que encontré dice:

Toward a Civil Discourse examines how, in the current political climate, Americans find it dificult to discuss civic issues frankly and openly with one another. Because America is dominated by two powerful discourses– liberalism [by this the author means the Enlightenment] and Christian fundamentalism, each of which paints a very different picture of America and its citizen’s responsibilities –there is little common ground. The result is that civic discourse is frustated by incivility and impasse, as Americans avoid disagreement for fear of giving offense.Sharon Crowly investigates the cultural factors that lead to the formation of beliefs, and how beliefs can develop into densely articulated systems and political activism. She asserts that retorical invention (which includes appeals to values and the passions) is superior in some cases to liberal argument (which often limits its appeals to empirical fact and reasoning) in mediating disagreements where participants are primarily motivated by moral or passionate commitment to beliefs.

Toward a Civil Discourse examines the consequences to society when, more often than not, argumentative exchange does not occur. Crowly underscores the urgency of developing a civil discourse, and through a review of historic rhetoric and its modern application, provides a foundation for such a discourse– whose ultimate goal, in the tradition of the ancients, is democratic discussion of civic issues.

II

En la web me encuentro con lo siguiente sobre las revueltas en Libia:

La República Árabe Libia Popular y Socialista también está siendo objeto de ataques por parte del gobierno estadounidense, de Israel y otros países coaligados en la derecha internacional.

Se trata de un proceso dirigido a desprestigiar al líder Muammar Gadaffi y opacar los logros de esa revolución, que puede exhibir orgullosa la esperanza de vida más alta de África (74 años), el PIB nominal más alto de ese continente, el primer puesto en el índice de Desarrollo Humano del continente y el poder adquisitivo más alto de África, entre otros logros. (fuente ABN)

Si en ABN pueden fumarse un camión de marihuana antes de escribir sus “noticias” y Gadaffi puede insultar al pueblo vestido de esa forma, yo puedo lanzar unas preguntas provocativas.

III

Una de las cosas que encuentro tan refrescante sobre Badiou es su regreso a las formas de compromiso militante. Badiou a menudo le gusta citar a Mao, señalando que “cuando uno tiene una idea, la convierte en dos”. Es decir, las ideas requieren volver a tomar partido y seguir las consecuencias de esas ideas. A pesar de que he pasado tiempo estudiando la historia de los movimientos fascistas y totalitarios, la ideología, el psicoanálisis, etc., todavía me encuentro sorprendido por lo que le paso a Venezuela desde que está en marcha la “revolución bolivariana”. De alguna manera,  yo creía que la raza humana era, en su mayor parte, bastante razonable, que la obediencia ciega y el odio irracional pertenecía sólo a las porciones más pequeñas, y que los días oscuros del terror rojo o el ascenso de los nazis quedaron detrás de nosotros. Pensé que el tipo de mecanismos que se describe en la novela de Orwell 1984 sólo funcionaban en las novelas de ficción, y que la manipulación de los medios de comunicación y las pasiones sin duda no podían funcionar en estos tiempos. Después de todo, ¿no hemos aprendido las lecciones del pasado?  Estaba ciego.

Esto me lleva a preguntarme: Posiblemente el problema no es el de encontrar una manera de promover la discusión civilizada o mediar desacuerdos en absoluto. Tal vez, el intento de promover la discusión civilizada simplemente mantiene las cosas como son y en realidad trabaja en beneficio de los fascistas. Tal vez todo el problema es que del otro lado tenemos una intelectualmente perezosa y tímida  oposición que 1) se encoge ante la idea de tomar partido como militante; tomar partido implica excluir a otros, implica querer, de una manera muy nietzscheana, una afirmación que niega lo que no puede ser querido de manera reciproca, y 2) cree que algún tipo de acuerdo deliberativo sobre el cual basar la gobernabilidad es posible.  Es decir, ¿no radica el error en desear que se cumpla el discurso civilizado, en lugar de, sin pedir disculpas, defender los ideales de la Ilustración y el secularismo, y luchar por el fin del oscurantismo por completo? Quizás aquí el chavismo, el fundamentalismo religioso y el Tea Party tienen la idea correcta. No buscan persuadir a todo el mundo, no buscan encontrar un punto medio. Y  a pesar de lo retorcido que puede sonar, quizás estos grupos sean los que ocupan la posición de sujetos (en el sentido de Badiou) o de compromiso en la política (en lugar de la deliberación estática). En lugar de buscar un terreno medio, declaran militantemente sus posiciones y actúan en nombre de sus axiomas, contra viento y marea. Ellos reconocen que el uno se convierte en dos, y desean el fin de ese otro lado, el  humanismo secular. Actúan para tratar de lograr ese fin, dirigiéndose a centros de subjetivación como las escuelas, iglesias, medios de comunicación, etc., con el fin de producir sujetos no-seculares. Su objetivo no consiste en lograr que todos estén de acuerdo, sino en establecer su poder y transformar la naturaleza misma de la esfera social. Ellos no están interesados en el compromiso, sino en la victoria y el triunfo. Comenzaron pequeños, en un principio todos se burlaron, los ignoraron, y, aun así, lograron un gran movimiento, que les ha permitido acumular una enorme cantidad de poder gubernamental y económico. ¿No es este tipo de compromiso sin complejos, militante con la causa de la Ilustración, precisamente lo que falta? ¿Qué está mal en la idea de adoptar públicamente una postura y decir algo como “esto es un disparate” a los fachas que gobiernan nuestro país e invaden nuestros espacios?

¿Es el objetivo del discurso político la discusión civilizada? ¿Habermas describe de manera adecuada el compromiso político? ¿O más bien, son precisamente los que no hacen compromisos, no toman prisioneros, y que sin vacilaciones que se comprometen a sus axiomas y la elaboración de sus consecuencias quienes en última instancia logran producir un cambio? ¿En comparación con la “retorica liberal” (la que Crowly describe) como se ve la retórica militante? ¿Qué piensa usted?

GD Star Rating
loading...
¿El diálogo y la persuasión son el Camino?, 4.4 out of 5 based on 7 ratings

¿Quieres publicar en panfletonegro? Este es un sitio participativo. Para escribir aquí sólo tienes que registrarte.
Cambiar fondo
Autores

9 Comentarios

  1. El Warholio dijo:

    Parece que la misma marihuana piche se la están fumando en Telesur. Píllate esta perla:

    http://dai.ly/hTsm3u

    El loquito parece aquel Ministro de propaganda iraquí que se la pasaba diciendo que todo estaba tranquilo y bajo control, incluso un par de días antes que tomaran Bagdad.

    ResponderResponder
  2. krisis dijo:

    Excelentes preguntas, Post-Alpha.
    Algo más o menos parecido barrunté por acá:
    http://li.co.ve/cL1
    “Política, pragmática discursiva y poder constituido”
    Donde trato de afirmar que el hecho de abrir *un espacio* para ciertos discursos les otorga una legitimidad que deberíamos *negar* de entrada. Es decir, el hecho de *dialogar* con quienes desean nuestra exterminación es ingenuo y les atribuye cuotas de verdad a sus razonamientos que son inaceptables. Esta perversión democrática, esta ingenuidad liberal (de la cual la izquierda tiene gran culpa, ojo), de creer que todo puede ser derrotado “en el terreno discursivo”: el racismo, la xenofobia, el fascismo; lo único que ha hecho es sentar las bases para esos discursos intolerantes y darles acceso a un público que luego manipulan, como bien señalas, en base a “perlocutorios” o formas de lenguaje despegadas de la realidad, que crean miedo y manipulan performativamente, no en base a los argumentos y la lógica, sino en base al pánico y lo irracional (el miedo al inmigrante que nunca aparece, por ejemplo).
    Creo que es naif tolerar la intolerancia.
    Creo que le hacemos un flaco favor a la justicia, la igualdad y todos los valores de la iluminación si nos ponemos a discutir si moler a patadas a periodistas en el centro de Caracas es “aceptable” si fueron provocados. ¿De verdad hay que discutir eso?
    No creo que sea nuestra tarea derrotar al nazismo demostrando que la eugenesia de Mengele y compañía es un error biológico o científico. Ese no es el punto. El punto es que no vamos a aceptar, nunca, discutir eso, porque nos costó demasiado llegar hasta acá, porque derramamos demasiada sangre para sacar ese discurso de odio de la polis, como para que se nos devuelva con el caballito de Troya “democrático”.
    No. No vamos a discutir si las mujeres son inferiores según la Biblia o la biología de algún desquiciado. No vamos a discutir si la homosexualidad es una enfermedad que debería combatirse con lapidación.
    Caer en ese relativismo mal entendido es hacer abstracción de la historia de la democracia, de la historia de la política y no saber cómo llegamos acá. Cuando el alcalde de Wisconsin (¿es Wisconsin, no?, puede que me confunda) propone barrer de un plumazo todos los beneficios sociales obtenidos por los obreros en el siglo XX porque el presupuesto no le alcanza, esa vaina no se discute, chico: eso se pelea, eso es rayita en la arena y acá no pasas, porque demasiados luchadores sociales se mataron para que los obreros obtuvieran esos *derechos*, que no son *privilegios*.
    Disculpa, creo que acabo de parafrasear, aunque de manera más torpe y altanera, exactamente tu artículo.
    En fin, por esas vías ando yo en este tema.
    Saludos

    ResponderResponder
  3. xluis dijo:

    Si cuando lei este articulo me recordo algo que habia leido de Krisis y estaba a pùnto de buscarlo en este portal, cuando veo la referencia al propio articulo de krisis, y en este aspecto estoy totalmente de acuerdo con el, la ida que nos han impuesto del relativismo cultural o ideologico es sumamente peligrosa, pero hacemos concepciones, debido a que es politicamente correcto hacerlo ” No estoy de acuerdo con lo que dices, pero respeto tu opinión” O frases similares, son tomadas por los fanaticos como debilidad y a los imbeciles, les da argumento para reproducir su imbecilidad.
    Por eso jamas digo frases similares.
    Vi en tu blog que hablas sobre biopolitica, un aspecto muy interesante, tengo algunos articulos sobre la politica en las ratas, y de como otros animales (chimpaces, baduinos, lobos) desarrollan la politica de manera muy similar a nosotros y de como esta es clave en su comportamiento social. (demasiado similar a la nuestra) Y sobre ello se han realizado algunas simulaciones matematicas una de ellas nos dice que el comportamiento optimo de una sociedad (sin importar el animal) es que de cada 7 decisiones por lo menos 4 sea la negociacion y tres de intransigencia. Un grupo que solo se base en la negociacion (en la discusion civilizada de las ideas, podríamos decir) no es estable, tampoco el caso contrario.
    Ahora sabemos que la inteligencia se hereda en 80% de los padres, esto es que casi toda es genetica (por los estudios de mellizos separados al nacer y otras consideraciones) y las personas con menor CI tienen mas hijos, no creo que se neseciten pruebas de ello. Lo vemos. ¿cual crees tu que sera nuestro futuro? ¿que nos espera? El fascismo se puede asimilar muy rapidamente, casi no hay que hacer esfuerzo intelectual.

    ResponderResponder
  4. Andreina dijo:

    Un tio que tiene un restaurant me dice que un miembro de la MUD, no sé quien, fue allá a echarse palos, borracho ya, le dice algo asi como que ellos saben que estan jodidos porque Chavez y la mayoría de los miembros del gobierno sobretodo de la asamblea, son gente que estuvo presa, que derramó sangre, que perdió familiares, que lo perdió todo y que incluso mató por estar allí, y que por lo tanto solo dejarán el coroto muertos. Otra tia me dice que se encuentra con un amigo que trabajaba en PDVSA y era chavista y le dice que tuvo que renunciar porque lo que llegó ahí eran simples y puros malandros, enfatizándole la palabra malandro varias veces. Esta clase de cuentos se repite una y otra y otra vez entre la gente que trabajó o aún trabaja en este gobierno, sobretodo en los últimos años, he escuchado demasiados ya. Creo que está bastante claro el asunto…

    ResponderResponder
  5. Post-Alfa dijo:

    Excelente el link, el artículo de Krisis está mucho mejor que mi perorata. Lo suscribo por completo.
    Es más o menos lo que decía en otro lado, sobre el discurso reaccionario que lo reduce todo a la libertad de opinión y afirmación individual, por lo que me acusaban de complicidad con el totalitarismo, confundiendo el concepto de homogeneidad y universalidad con el de dictadura y absolutismo.
    Medio Oriente es un buen ejemplo: los levantamientos son universales, no necesitamos ningún análisis multicultural de las sociedades árabes para identificarnos, su lucha es por el universal secular de justicia y libertad. Ahí no hay un enfrentamiento de opiniones, es el conflicto entre una visión de la libertad y el apego al poder y el uso de todos los medios para mantenerlo. En Egipto no había lugar para el compromiso, para el dialogo, el pueblo no quería expresar su opinión al Estado. Ellos no tienen una opinión, ellos son la verdad de la situación.
    Estoy de acuerdo en reivindicar la intolerancia en contra de la corrección política y el discurso civilizado, estos sirven de herramienta para que el status quo encuentre formas de justificarse.
    Gracias a todos por sus aportes.

    ResponderResponder
  6. elmensajedelabotella dijo:

    Si esperas a que pase en venezuela lo mismo que en los paises arabes, tal vez te quedes sentado esperando… ¿Desde donde vas a luchar tu? desde una computadora? No creo que unos internautas enciendan por Internet una revuelta que acabe con Chavez. ¿Que quieres, que los politicos cambien el discurso y hablen mas duro que Chavez? Por que esperas en los demas algo que a ti te parece muy bueno, y que tu tambien puedes hacer, quieres que Chavez se vaya, echale bolas, tu tambien, no te quedes sentado en tu computadora, sal a la calle, REUNE PERSONAS, LANZATE UN MITIN POLITICO A VER CUANTOS TE SIGUEN. DESDE LOS AÑOS 60 LA IZQUIERDA HIZO ENSAYO Y ERROR, HASTA QUE EN EL AÑO 1.992, APARECIÓ CHAVEZ. ¿QUIEN SABE SI TU ERES EL NUEVO LIDER DE LA OPOSICIÓN…??? LANZATE UN MITIN POLITICO A VER SI ME CONVENCES Y CONVENCES A LA MAYORIA QUE NO QUIERE A CHAVEZ… VAMOS A VER CUANTOS MILITANTES TE SIGUEN… AQUI TE DEJO VARIOS TIPS PARA QUE LE PLANTES CARA AL CHAVISMO: ¡HA LLEGADO LA CONTRA-REVOLUCION… NO AL SOCIALISMO… ABAJO LA DICTADURA EN CUBA… EL CAPITALISMO ES SUPERIOR AL SOCIALISMO… LA BURGUESIA DEBE SER RESPETADA… UNANSE A ESTE NUEVO PARTIDO CAPITALISTA… VENEZUELA, CAPITALISTA Y VIDA…!!! Y ASÍ POR EL ESTILO, TU SABES…

    ResponderResponder
  7. lenguaeniple dijo:

    Quiero rescatar una frase breve que Krsis que suscribo 110%: “Creo que es naif tolerar la intolerancia.”, de hecho en varias oportunidades he citado una frase que casi se ha convertido de cabecera para mí: “La tolerancia no debe llegar hasta los intolerantes, porque termina negándose a sí misma como posibilidad real de existencia.” Karl Popper

    Y quisiera hacer un comentario con respecto a al resumen del libro de Crowley: aclaro de antemano que no conozco ni he leído el libro, pero es poco probable que la autora use el término “liberalismo” para referirse a lo que nosotros conocemos como liberalismo (con sus bases fundacionales en la Ilustración: Rousseau, Locke, otros), los norteamericanos usan el término libertarian (libertarianism o liberal libertarianism) para referirse a lo que nosotros conocemos como liberalismo, los liberales en los Estados Unidos son los progres socialistas. El liberalismo clásico (libertarianismo o liberalismo libertario) es un movimiento muy pequeño (numéricamente hablando) en los Estados Unidos, así que es muy factible que ella se refiera a esto:

    In the United States, the primary use of the term liberal is at some variance with European usage. In the United States today it is most associated with the definition of modern liberalism which is a combination of social liberalism, public welfare and a mixed economy [1], which is in contrast to classical liberalism. In the 19th century it was not a common term in American philosophy or politics, partially because the two main parties were a mixture of populist and nationalist elements. The Democratic Party was the party of free trade, low tariffs and laissez-faire entrepreneurialism, while the Republican Party advocated national citizenship, transparency and government efforts to stabilize the currency. Liberalism in the United States was primarily defined by the self-proclaimed liberal presidents Woodrow Wilson and Franklin Roosevelt. While the emphasis on mutual collaboration through liberal institutions as an alternative to the threat and use of force remained consistent with international liberalism, United States liberals also claimed that individuals have a right to expect the government to guarantee social justice. This was in part a consequence of the influence of the ideas of British economist John Maynard Keynes on Franklin D. Roosevelt’s New Deal. The New Deal had the effect of stealing the thunder of social democratic forces and the necessity to prevent social unrest strengthened this development. As McCarthyism gave the terms socialism and even social democracy a meaning synonymous with treason in the U.S., many to the left of center moderated their views, aligning with the New Deal liberals. The Democratic Party is identified as the liberal party within the broader definition of liberalism thus putting it in contrast with most other parties listed here. Democrats advocate more social freedoms, affirmative action, and a mixed economy (and therefore modern liberalism). The Republican Party supports strong free-market and libertarian views on the economy (and therefore economic liberalism) mixed with aspects of social conservatism. The Libertarian Party is the third largest political party in the United States, (though still only getting 1-2% of the vote in congressional elections), and particularly centers itself on free markets and individual liberty, which is more in line with classical liberalism.

    Fuente: http://en.wikipedia.org/wiki/Liberalism_worldwide#The_Americas

    Saludos.

    ResponderResponder
  8. Post-Alfa dijo:

    En este caso, como lo dice el resumen, Crowley se refiere a las ideas del Iluminismo cuando usa el término “liberalismo”, no se refiere al partido demócrata o al liberalismo económico. Por lo tanto, su argumento sobre la necesidad de una “retorica liberal” no es a favor de alguna posición política.

    El discurso civilizado que Crowley anhela es y siempre ha sido desde la época de Diderot, Voltaire y Kant el sueño húmedo de los racionalistas. Y sigue siéndolo para la mayoría de nosotros.

    Saludos.

    ResponderResponder
Sugerencias:
  • Trata de ser civilizado. No digas cosas que no dirías cara a cara.
  • Cuando estés en desacuerdo, trata de argumentar en lugar de atacar. Por ejemplo, "No seas imbécil, 1+1 es 2, no 3", puede ser acortado a "1+1 es 2, no 3".
  • Trata de usar *, en lugar de MAYUSCULAS, si quieres **enfatizar** tus palabras
  • Trata de no quejarte si eres votado como irrelevante. No tiene sentido.
  • Trata de respetar el derecho que tiene cada quien de revelar -o no- su identidad.
  • Trata de ceñirte al tema. Si se habla de gimnasia y quieres hablar de magnesia, ¡publica tu artículo!
  • Si tienes un argumento muy largo, ¡regístrate y publica tu propio artículo!

Para insertar una imagen, escribe
<img src="https://direccionAtuImagen.jpg"/>

Para insertar un video de YouTube, coloca el link al video directamente

*

Top