Dentro de las cajas no, somos nosotros

2
384

No_al_Fraude_electoral (2)

Creo que no encontrarán el fraude (si lo hay) dentro de las cajas. El fraude estaría en los votos asistidos, en los múltiples cedulados, en los centros de votación itinerantes, en los motorizados amedrentadores, y un largo etcétera. Lo bueno que existen imágenes de todo eso.

La justicia no la encontraremos acá, el gobierno es dueño de la justicia, dueño del árbirtro electoral, dueño hasta de los observadores internacionales. La justicia se consigue peleando, reclamando, insistiendo, no desmayando, no dejando a Capriles solo, ahora más que nunca es que necesita de nosotros.

En este caso, callar es otorgar, callar es apoyar al opresor, en este caso, el gobierno actual. ¡Ya basta!

Yo por mi parte no reconozco a Maduro como presidente, lo considero ilegítimo, me declaro en rebeldía absoluta.

Artículo anteriorDe cómo amanezco muy contenta hoy 15 de abril
Artículo siguienteMientras tanto, Elecciones Impugnadas
Mido un metro setenta y cinco. Tengo una docena de libros. En mi cuarto hay un altarcito con un Buda. Me gusta el color azul. A veces me despierto alunado. Prefiero los gatos a los perros, porque no existen gatos policías. Soy de acuario, pelo negro. No colecciono nada, guardo la ropa ordenada. Me aburro en las fiestas y soy de pocos amigos. Tengo los ojos color café tostao. Dicen que soy bueno, aunque no sea bautizado, y aún no me llevan las brujas. Nací a las siete y media de la mañana. No creo en ovnis ni en zombies (pero de que vuelan, vuelan). Uso prendas talla "m". Prefiero quedarme en silencio. Duermo del lado derecho y con franela si hace frío. De la vida yo me río, porque no saldré vivo de ella. No uso saco ni corbata, ni me gusta el protocolo. Estoy en buena compañía, pero sé cuidarme solo. No me complico mucho, no me estanco, el que quiera celeste, que mezcle azul y blanco. No tengo adicciones, mas que de leer y estar solo. Antes creía que no tenía miedos, hasta que vi la muerte a milímetros. No me creo ningún macho y soy abstemio, aunque si hay una buena compañía y un vinito se me olvida esto último. Prefiero más a los animales que a la gente. No tengo abolengo y dudo mucho que tendré herencia. Tengo una rodilla que a veces me fastidia. Tengo cosquillas, no las diré hasta que las descubras. No traiciono a mis principios, que son cinco. Me gusta ser muy sincero, por eso no hablo mucho. (Inspirado en una canción del Cuarteto de Nos)

2 Comentarios

  1. Deja trabajar al Toripollo!

    Si tiene suerte, llega en la raya a que lo revoquen.

    Si no la tiene, oh bueno, espero que no le pase nada mas malo que lo metan en prision.

  2. @Carlos LB

    La protesta pacifica es sublime. Es preferible un Gandhi que mil Pinochet.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here