… Y no pasa nada

39
649
H Franklin Brito murió esperando justicia. Y no pasa nada

ace algún tiempo, comentaba en mis cuentas de redes sociales que a los venezolanos nos debían estar poniendo alguna especie de droga en el agua que consumimos, un cóctel en el que se mezclan altas dosis de Lexotanil con Rivotril y Tafill, porque de otra forma es difícil explicar la pasividad y la falta de reacción con las que tomamos todas las cosas que suceden en nuestro país a diario. Estamos en un estado de letargo del cual pareciera que nada nos puede sacar. Acontecen gravísimos hechos y, sin embargo, no pasa nada.

Es así como podemos enumerar: Hay presos políticos como la Jueza María Afiuni a quien encarcelaron por dictar una sentencia que no complació al régimen y a quien a diario se le violan sus derechos humanos, llegando a poner en grave riesgo su vida al no permitírsele el acceso a revisiones médicas por las cuales han tenido que protestar ella y su familia hasta ser atendida y, próximamente, operada. Y no pasa nada.

Como los diputados elegidos por el voto popular Biagio Pirieli y José Sánchez “Mazuco” a quienes, violentando la constitución y la inmunidad parlamentaria, no se les permitió asumir sus curules en la Asamblea Nacional, irrespetando así la decisión de miles de venezolanos que votamos por ellos. Es decir, ante un régimen autoritario, de nada sirve que los ciudadanos expresemos nuestra voluntad a través del voto. Se burlan impunemente de quienes hemos ido religiosamente a votar y descaradamente nos hacen entender que nuestra opinión les resbala. Y no pasa nada.

Miles de personas han quedado desempleadas por arbitrariedades del régimen como los expulsados de PDVSA, los empleados bancarios de las instituciones que han sido intervenidas y estatizadas por el gobierno, trabajadores de las fábricas, industrias y empresas expropiadas y de los medios de comunicación cerrados. Muchos incluso sin siquiera poder cobrar su última quincena y mucho menos sus liquidaciones y prestaciones. Y no pasa nada.

Aún hay estados del país que sufren los rigores de la ineficiencia en el servicio eléctrico con apagones de hasta medio día y durante la época de mayor racionamiento del servicio muchas personas perdieron sus electrodomésticos por las subidas violentas de la corriente eléctrica y, resignadamente, fueron a comprarlos de nuevo. En la última década la inversión en la industria eléctrica ha sido nula. Y no pasa nada.

Diversos productos de primera necesidad escasean. Y no pasa nada

Hay una grave escasez de alimentos que nos obliga a hacer turismo de supermercados, abastos y tarantines para poder medio completar la compra de los productos básicos de nuestra dieta como azúcar, leche, aceite, harina de trigo, entre otros, por no señalar pañales, toallas sanitarias, papel higiénico, carne, pollo, atún enlatado al natural. Productos por los que en muchas ocasiones nos vemos obligados a pagar hasta tres veces su valor si queremos incluirlos en nuestra alimentación, y no pasa nada.

Grandes extensiones de tierras y haciendas en plena producción expropiadas sin que se les permitiera a sus propietarios el más mínimo derecho a pataleo y sin que se les indemnizara por las propiedades arrebatadas, con la constante amenaza de que estos desaguisados continuarán en el tiempo. Y no pasa nada.

Miles de muertos mensualmente en Venezuela a manos de la delincuencia, un país donde la vida tiene el valor de un par de zapatos o un teléfono móvil. Y no pasa nada.

Los registros y notarías en manos de cubanos, humillando y haciendo sentir a los empleados y a los usuarios venezolanos como ciudadanos de quinta categoría. Y no pasa nada.

Una descarada y galopante corrupción a todos los niveles e instancias gubernamentales, de la cual parecen ufanarse quienes de la noche a la mañana exhiben impúdicamente camionetas que “no crecen más” y viviendas que hacen palidecer las mansiones de las series Falcon Crest y Dinastya. Gente que hasta hace unos pocos años andaba en carrito por puesto, sin trabajo fijo y viviendo alquilados o arrimados en casa de familiares y que ahora ostentan cuentas de miles de millones de bolívares y hasta en dólares en el exterior. Y no pasa nada.

Miles de toneladas de alimentos podridos por incapacidad, corrupción e indolencia del gobierno encargado de importar esos alimentos. Y no pasa nada.

Un ciudadano como Franklin Brito se declara en huelga de hambre para reclamar justicia y muere en su lucha sin llegar a ver satisfechos sus reclamos ante la mirada impávida de un país que contempló inerme como se extinguió la vida del agricultor. Y no pasa nada.

Miles de valiosos venezolanos se han visto obligados a dejar el país bien sea por razones políticas, económicas, laborales, de inseguridad personal y jurídica o, simplemente, buscando calidad de vida y un mejor futuro para sus hijos. Montones de familias desmembradas, incesantes viajes a aeropuertos a despedir hijos, hermanos, amigos, seres queridos que se cansaron de vivir en la zozobra y en el temor y que decidieron partir y a quienes, posiblemente, no volvamos a ver. Y no pasa nada.
En fin, nos racionan, nos atropellan, nos expropian, nos someten, nos amenazan, nos insultan, nos ofenden, nos roban, nos matan ¡¡Y NO PASA NADA!!

Sé que a esta letanía cada quien podrá agregarle su propia experiencia personal pues la lista siempre tiende a quedarse corta y uno no puede dejar de preguntarse ¿Hasta cuándo podremos aguantar los venezolanos tanto atropello de manera pacífica y convocando a marchas y verbenas para protestar? ¿Tendrán que pasar treinta años de tiranía como en Egipto para que reaccionemos o soportaremos estoicamente más de 50 años de oprobio y humillación como en Cuba?

Ya sé que no tardarán en saltar quienes dicen que todo lo que estamos viviendo es el resultado de la desigualdad, los atropellos y las violaciones a los que nos sometieron en la IV República, que son la consecuencia del capitalismo salvaje y que en los gobiernos anteriores estos hechos eran el pan nuestro de cada día. Pretenderán justificar lo que sucede hoy con el consabido y resentido “¿si los adecos y los copeyanos lo hacían, por qué se le critica al gobierno actual que lo haga también?”

Haciendas confiscadas y expropiadas. Y no pasa nada. (Foto tomada en la Fería Internacional de San Sebastián, Táchira por Luzmary Santos.

Por una razón muy sencilla: quienes votaron en el 98 por Chávez, lo hicieron precisamente porque buscaban un cambio, porque no estaban conformes con lo que se vivía en el país y pusieron su esperanza en que el teniente coronel ejercería el poder de una forma diferente y erradicaría todos esos vicios y desviaciones en el país. En ningún momento, quienes le dieron su voto, lo hicieron con la intención de que en Venezuela continuara sucediendo lo mismo y de la misma forma, con el único cambio de una franela verde o blanca por una roja.

Lamentablemente, el cambio profundo nunca llegó. El presidente con el apabullante apoyo popular con que llegó al poder, pudo haber adoptado la actitud de un Mandela, quien luego de años preso en una celda de 2 metros cuadrados, salió para impulsar la reconciliación del país olvidando y perdonando todo el maltrato y la injusticia a los que fue sometido. Sin embargo, el camino escogido ha sido el opuesto.

Medios de comunicación cerrados y gente desempleada. Y no pasa nada.

Hay dos anécdotas que parecieran dar algunas pistas sobre lo que nos está pasando en la actualidad en Venezuela. Una es relacionada con el cineasta seguidor de Chávez, Román Chalbaud, quien según una entrevista que le hicieran para El Nacional, respondió: “Me alegró, pues ellos me hicieron cosas terribles”, cuando le preguntaron: “¿Le afectó el cierre de RCTV?”

Esa respuesta del director de “El pez que fuma” nos da una idea del resentimiento y el personalismo con el cual se viene manejando el país. Muy lamentable que se pretenda justificar un hecho tan vergonzoso como el cierre de un medio de comunicación con las consecuencias que ello trae para el conglomerado que allí trabajaba con una visión tan simplista y egoísta como que “me hicieron cosas terribles” y peor aún viniendo de un respetado y admirado creador e intelectual.

La otra anécdota me sucedió hace poco con un muchacho de unos 22 años, encargado del gimnasio al que voy.
Al reiniciar la actividad en enero, el gimnasio decidió aumentar la mensualidad en un 40 por ciento. Por supuesto, eso me pareció una barbaridad, sobre todo si tomamos en cuenta que hace como seis meses ya habían hecho un aumento similar y que en más de un año que llevo asistiendo a ese gym la infraestructura se ha deteriorado ostensiblemente sin que los propietarios muestren el más mínimo empeño en mejorar las condiciones.

Como es de esperarse, no me podía quedar callado ante la arbitrariedad del aumento y en más de una oportunidad dejé saber mi descontento. El colmo de la situación fue cuando en uno de mis reclamos, exigiendo que, por lo menos, arreglaran los aires acondicionados, pintaran las paredes, cambiaran los vidrios y espejos rotos que hasta un peligro constituyen para los usuarios, mejoraran la iluminación y le dieran mantenimiento a los baños, el muchacho me dijo:

-Mejor no te quejes más, mira que ayer en la mañana botaron del gimnasio a cinco personas que se quejaron del aumento y de las condiciones del local.

Yo no lo podía creer. Le dije que esa no podía ser la respuesta porque si la gente está pagando por un servicio tiene derecho a exigir que ese servicio sea lo más acorde posible al dinero que está pagando.
-¡Pero es que al que no le guste, que se vaya a otro gimnasio! Nadie los obliga a estar aquí. –Fue su respuesta.
En ese momento, me pasó por la mente una alocución del presidente Chávez en la que decía que si a los escuálidos no les gustaba su gobierno y su revolución bien podían largarse del país.
O sea, desde el discurso del presidente de la república hasta la actitud de un simple dueño de un gimnasio o de un empleado del mismo, en Venezuela pretenden que los ciudadanos nos olvidemos de exigir nuestros derechos, que soportemos callados, que nos calemos las arbitrariedades sin protestar y al que no le guste que se largue.

Por supuesto, ya estoy inscrito en otro gimnasio, pero no deja de asombrarme como el resentimiento y la arbitrariedad se han apoderado del venezolano ¿será que también tendré que abandonar el país o algún día pasará algo?

[twitter-follow screen_name=’golcar1′ show_count=’yes’]

39 Comentarios

  1. Tu artículo con muchas verdades, muy sentido, la pregunta es porque incluir a Franklin Brito en la portada? digo, se entienden sus razones, cada cual es libre de hacer de su vida un saco y guardar alli lo que deseé, pero no nos caigamos a mentiras, Franklin Brito se suicidó, asi de simple, haya tenido razones o no se suicidó esa esa es la realidad, quien atenta contra su propia vida negandose a comer, siendo el alimento fundamental para la vida y en virtud de esto muere se asesina asimismo, repugna ver como pretenden enarbolarlo como heroe cuando para nada lo es, murió en vano, porque matarse de hambre no conmueve a un gobierno que no le pesó la mano para sacar a familias en la madrugada de sus casas, niños pequeños mujeres embarazadas botadas apunta de plan y lacrimogenas, y esto ya lo sabia cualquiera medianamente pensante asi que aspirar de un tirano infeliz piedad y presionarlo con que si no me devuelve slo mio me mato fue irresponsable, en todo lo demás muchas verdades, espero que este 7 de octuble y 16 de dicembre salgas a votar y lleves full gente a votar para cambiarle el rostro a este país, y no se, tener nuevos peos, al menos distinto pero que ya las vainas de chavéz aburren, ya estamos mamados de tanta basura de un lado y de otro, tanto excremento político, mientras problemas como la inseguridad igualito, basta de martires pendejos, hacer el trabajo, que es votar y exigir, pero no como psicopatas, a protestar con movilizaciones de calle, yo me anoto a salir denuevo a cuanta movilización haya, eso si a capitalizar luego ese descontento, ¿te animas tú?

  2. El 07 de octubre, Paco, como siempre lo he hecho, iré a votar, a pesar de tener desconfianza en el CNE y aborrecer la intimidación que pretenden hacer con las captahuellas para que los que trabajan con el gobierno sientan miedo de votar contra Chávez, allí estaré, como siempre he estado. Gracias.

  3. el hecho de que franklin brito muriese por decision propia no significa que el gobierno no es responsable(culpable no, responsable si)ya que en la consntitucion dice que se debe velar por los derechos de todos los venezolanos y esto era un caso que conocia todo el pais(incluso se conocio en otros paises) asi que como minimo seria negligencia

  4. Tienes toda la razón. Yo hasta hace una semana o algo así pensaba que había que quedarse y dar la pelea por recuperar el país, pero sucedió algo que me hizo abandonar esa visión tan comeflor de las cosas. Ahora estoy ganado a la idea de irme y no volver más nunca, ni de vacaciones, y olvidarme por completo de una sociedad que me ha maltratado y vejado hasta el cansancio.

    Señoras y señores: hay otra vida, existe otra realidad. Vivimos hundidos en la mierda, mientras que en el resto de Latinoamérica la clase media vive bien de su trabajo, pueden alquilar un apartamento, pueden comprarse su carro y pueden hacer mercado. Y todavía les alcanza para ahorrar. Échenle bolas.

    Yo sí estoy pendiente de irme, ya me cansé de luchar por una gente que no vale el esfuerzo.

  5. Efectivamente, Sianhulo, creo que siempre hemos tenido errores de cálculo con este régimen. Pensamos que no podría permitir que un hombre que quería justicia muriera de inanición y ya vemos que no sólo lo permitió sino que ni se inmutó. Frnaklin Brito ayudó a desenmascarar un poco más un gobierno indolente, inhumano y cruel.

    Frank, por eso no critico a los que se van. Cuando uno sale y ve cómo se vive en otros países mientras aquí se nos va la vida tras un kilo de leche, uno siente que le han arrebatado 14 años de vida. El que quiere y puede que se vaya, no tienen por que sentirse culpables porque tienen derecho a aspirar a vivir una vida diferente donde el objetivo diario no sea conseguir los productos básicos de la dieta sino algo un poco más trascendente.

  6. Saludos hermano!, acaba de sonar la alarma y se despertó el c4r4j#to llorón que grita que me vaya … tú sabes, uno lo evita para pasar el día a día, pero cuando se despierta: cómo hace uno para que se calle y cómo lo convenzo de quedarme ante todo esto?. No puedo.

  7. No va a pasar nada. Voten, y no pasara nada. No voten, que tampoco pasara nada. Gobierne quien gobierne, no pasara una mierda.

    Las personas mas felices son las que no piensan en estas cosas. En estos casos añoro la ignorancia y la apatia que a algunos se les hace tan sencilla de ejercer.

  8. Para mí la verdad es esta: los venezolanos no sabemos manejar un país. Nos quedó grande esta vaina. Para los patrioteros baratos que abundan por ahí: el legado que les dejó Bolívar, señores, fue demasiado camisón pa’ Petra.

    Propuestas:
    1) le decimos a los Borbones que se vuelvan a hacer cargo de nosotros, o

    2) liquidamos PDVSA, le damos a cada uno su parte, nos vamos todos para el coño y le entregamos al país a Greenpeace o a la ONU. Que quede despoblado como patrimonio natural, salvo los pueblos del litoral aragueño-varguense-barloventeño y algunas posadas en Los Roques, para que la gente venga a hacer turismo.

    Y ya.

    Nos quitamos esa preocupación de encima.

    De tomar la alternativa 1: No sé qué ventajas se puedan derivar, pero al menos no tendremos que estar escogiendo cada seis años entre una patada en la cara y una patada en las bolas (entiéndase: entre un candidato malo y otro peor). Capaz con la inyección de petróleo la situación española se arregla y podemos disfrutar de un Estado de bienestar (administrado por españoles, para que medio sirva) como el que había hasta hace poco en la península.

    Y nosotros a hartarnos de vino y de jamón serrano. ¡Venga ya!

    De tomar la alternativa 2: Capaz el exilio nos hace un pueblo maduro (como pasó con los judíos) o capaz nos hace desaparecer, asimilados entre los pueblos del mundo.

    En cualquiera de los dos casos, la humanidad sale ganando y nosotros salimos ganando.

  9. Totalmente cierto, es el mejor comentario por mucho, apoyo eso Frank. el país le quedo grande a los Venezolanos, por lo tanto esto siempre sera un caos, de una u otra forma, me pregunto que fue lo que llevo a esta situación, porque todos somos seres humanos, yo pienso que el Venezolano podria ser tan prospero como un chileno, un argentino, un colombiano etc etc… Sera el clima? que seria lo que daño a nuestra gente, quisiera alguna explicación, lo unico que quisiera entender, nisiquiera estoy buscando una solución si no solo el saber porque la gente de Venezuela es así, como si se tratara de una raza totalmente distinta a la humana

  10. Yo siempre me he preguntado cuando llegara el dia que Venezuela comenzaria a incendiarse si ganase el quiero-ser-dios-emperador moribundo las eleciones del 1998. Luego de 13 años de pesimo y bazofico gobierno, entendi que nunca, y aun asi todavia hay gente como los tupamaros que cree que esto es un paraiso.

  11. Si el 7-O vuelve a ganar el de siempre, aunque se esté a punto de matar, llegaré a la conclusión de que este es un pueblo masoquista y que, como dice Frank, nos vuelvan a mandar los Borbones y conviertan a toda Venezuela en un gigantesco parque de cacería, sin derrames petroleros ni esas pendejadas. Seguro viviríamos mejor como piezas de caza de Felipe VI o algún otro monarca español.

    Después de lo que pasó el día de la derrota de la reforma y las parlamentarias, aún me queda la fe de que aún queda algo de valentía, de indignación en nuestro pueblo. De que todo esto estalle como una bomba a presión en la cara de Chávez. Eso quisiera… ¿será?

    Yo aún quiero creer que no somos masoquistas, que nuestro ánimo de combatir fue aplastado luego del 11 de abril, del paro petrolero, del referendo revocatorio, y que vuelve a resurgir. Es lo que quiero creer, pero…

  12. El problema no es sólo de los venezolanos, ni los latinoamericanos, es un problema mundial, de la humanidad entera, y los cambios sociales surgen de los cambios individuales.

    La sociedad es un reflejo de lo que somos, todas esos problemas que leo en este artículo, como en muchos otros, son problemas de cada uno de nosotros.

    Debemos entender a cabalidad que los cambios profundos que queremos en nuestro país, en nuestro mundo, surgen de cambios profundos, radicales, en cada uno de nosotros. Por lo general en esta página, como en muchas otras, quejarse por problemas externos, y esperar que los otros «despierten» o «reaccionen», sin uno mover un dedo hacia nuestra transformación radical interior de cada uno.

  13. No comparto esa visión. Lo normal es que las sociedades funcionen independientemente de lo que ocurre dentro de los individuos. La gente en EE.UU. y Europa respeta las leyes porque si no lo hacen les puede tocar un castigo fuerte, no porque su elevado nivel de conciencia los haga actuar de esa forma.

    Hay que aceptar que Venezuela está hecha un caos, gracias a la impunidad entre otras cosas. Eso de que todo el mundo está mal es una mentira inventada por los medios oficiales para que los ingenuos crean que la situación en la que vivimos es normal. No, no lo es.

    Desde luego que sería maravilloso que todos fuéramos unos santos vivientes y fuéramos todo amor para con el prójimo, pero eso nunca va a pasar.

  14. Las sociedades son conformadas por individuos, no son entes separados, independientes unos de otros, son interdependientes. Los individuos son reflejo de las sociedades, las sociedades son reflejo de los individuos. Es un proceso dialéctico, pero un proceso que se inicia desde el individuo, no puede haber sociedades sin individuos, mas si puede haber individuos sin sociedades. Al haber cambios sustanciales en cada individuo habrá cambios sustanciales en las sociedades.

  15. Y EEUU y Europa no son ejemplo, ni de lejos, de sociedades armónicas.

  16. Sí, amigo, tienes toda la razón. EE.UU. y Europa tienen una tasa de homicidios por mil que es mucho más alta que la de Venezuela, la gente se come la luz roja de forma rutinaria y la inflación es de 30% anual.

    Cierto, me equivoqué. Disculpa.

  17. «Al haber cambios sustanciales en cada individuo habrá cambios sustanciales en las sociedades.»

    Si recuerdo bien, eso se llama «Falacia por Composición»: tomar los atributos de las partes como atributos del todo.

  18. Esos cambios tienen que darse promovidos desde algún sitio, porque si nos ponemos a esperar a que los individuos se iluminen nos van a salir raíces.

  19. «Esos cambios tienen que darse promovidos desde algún sitio, porque si nos ponemos a esperar a que los individuos se iluminen nos van a salir raíces.»

    Pero es que no se trata de esperar una concientizacion espontanea, eso es ilogico e imposible.

  20. Nuestro mundo ha estado lleno de expertos en todos los temas: expertos en economía, expertos en sociología, expertos en sicología, expertos en seguridad y defensa, expertos en derecho, expertos en criminalística, expertos, expertos, expertos… Sin mencionar a los Nobel… Todos con soluciones a todos los problemas del mundo, pero nada, los problemas siguen, se agudizan, se tornan más complejos… Ahora bien, ¿cuántos de nosotros, cuántos de todos esos grandes expertos en grandes temas pueden considerarse expertos en sí mismos? Muchas horas, trasnochos, sacrificios, dedicadas a estudiar y profundizar en diversos temas, ¿pero cuántas horas dedicadas a estudiarse a sí mismos? La respuesta, en el 99,99% de los casos es ninguna. Entonces, si no nos conocemos, si nunca hemos dedicado así sea unos minutos al día para profundizar en cada uno de nosotros, y no entendemos nuestro universo entero, ¿cómo entender el mundo externo?, ¿si no somos capaces de resolver nuestros propios problemas internos, cómo pretender solucionar los problemas externos?

    Y es más fácil ser cada uno un santo a pretender que con ideologías, cambios económicos o sociales se solucionen los problemas externos, sin ni siquiera hacer un cambio en cada uno de nosotros.

  21. Renji es mas facil lo exterior que lo interior, de hecho eso nos ayuda a no vernos nosotros mismo… Ya que nos puede horrorizar lo que veamos… la mayoria de los problemas del mundo son facilmente solucionables, el asunto es que no son politicamente viables, ya sabes, son impopulares, y en todo el mundo se vivie en la dictadura del pueblo, esto es las mayorias, y todos sabemos como son las mayorias de las personas.
    Pedirles a ellos que tengan introspección, es pedirles que se convirtan en seres concientes. Y eso si que no.
    Y hablando de ello, yo soy uno de los que prefiere pensar en cualquier cosa, que en mi mismo. Si lo hago me suicido.

  22. «Y en todo el mundo se vive en la dictadura del pueblo y esto es las mayorias, y todos sabemos como son las mayorias de las personas»

    OK Venezuela esta perdido.

  23. Renji, permite que te haga una observación: en sociedad, lo más que podemos aspirar es a que cada quién cumpla con lo externo, que la gente acate las leyes y las normas de convivencia. ¿Por qué? porque cualquier otra cosa es entrometerse en la conciencia y en lo más íntimo del individuo, cambiar su manera de pensar y de ser. Eso es lo que han buscado todas las utopías que terminaron en pesadilla, tanto fascistas como comunistas, nada menos que la creación de un hombre nuevo.

  24. Esto parece un círculo vicioso: Las sociedades están enfermas por enviciadas y corrompidas, las sociedades están conformadas por individuos enviciados y corrompidos, lo ideal es cada quien se cure para que la sociedad se cure, pero no se puede porque sería entrometerse en la vida de cada quien, pero curar desde lo externo no se puede porque el origen de la enfermedad son los individuos.

    Es como que alguien se quiere curar el dolor de cabeza con una pastilla, sin ir al origen, pero ir al origen significaría violar la intimidad de quien sufre el dolor de cabeza, por tanto se le da la pastilla, pero no se le cura el dolor de cabeza.

    Y una observación: las tradiciones orientales, que han buscado la transformación radical de los seres, no han sido nunca ni comunistas, ni fascistas, ni nada parecido.

  25. No Frank, no hablamos de religión como se entiende generalmente, quizá sí en el sentido etimológico: re-ligión, re-ligar, re-unir, volver a unir. ¿Volver a unir qué con qué? ¿El ser humano con la naturaleza? ¿Cada quien consigo mismo? ¿Con el todo? Es posible que así sea. El ser humano se ha desprendido, por medio la «razón» de lo esencial.

  26. «Renji, permite que te haga una observación: en sociedad, lo más que podemos aspirar es a que cada quién cumpla con lo externo, que la gente acate las leyes y las normas de convivencia. ¿Por qué? porque cualquier otra cosa es entrometerse en la conciencia y en lo más íntimo del individuo, cambiar su manera de pensar y de ser. Eso es lo que han buscado todas las utopías que terminaron en pesadilla, tanto fascistas como comunistas, nada menos que la creación de un hombre nuevo.»

    Las leyes tambien cambian tu manera de pensar y de ser, y se entrometen en la conciencia.

  27. Y no se trata de eso, el comunismo, de una moral superior ni nada.

    ¿Tiene que haber una ilustracion de la gente? Si. Pero eso no significa que todos vayan agarrados de la mano.

    Pareces pensar que se trata de un estado superior de la conciencia, pero en realidad *solo* se solucionaria la problematica externa, que no es poca cosa.

    La ausencia de clases no lo veo como una utopia que necesite de un super hombre. Basta con que se acabe el capital de manera global y se vuelva al trueque o la politica del regalo para que la acumulacion se termine, y con ella, los estratos sociales.

    Y con la politica del regalo, puedes verlo de un modo egoista: Si no me devuelves el favor, pues seras sancionado. Esa sancion sera sujeta a una asamblea de la asociacion a la que se pertenezca, o gremio.

    Eso daria algo de certeza al tu hacer algo por el projimo, que el favor/trabajo volvera. De todas formas, habria que verlo aplicado al menos en un 90 % de su totalidad para ver como funcionaria, te estoy hablando de puras conjeturas para demostrarte que no es necesario que todos se quieran y que esten mas alla del bien y el mal.

    En el comunismo y en el anarquismo HAY regulaciones. Libertad no es lo mismo que libertinaje. Libertad tambien es responsabilidad, y deberes. Que la gente asuma los deberes que le corresponde en lugar de delegarlos a un gobierno tampoco me parece algo demasiado descabellado.

    Puede fallar, como todo en esta vida, pero no se ha aplicado.

  28. Chorizo, sabes que te respeto y te aprecio. Lamento que todo el tiempo quieras tomarnos por imbéciles, pero acá va:

    Nadie te va a condenar en un tribunal por imaginar que matas a alguien, o por desear hacerlo. Sólo te condenarán (y no en el 100% de los casos) si en efecto matas a esa persona.

    Las leyes de los estados liberales o burgueses, como quieras llamarlos, no pretenden tener ese grado de control sobre el individuo. Al contrario, en un estado «socialista» te pueden mandar a un campo de trabajos forzados por tus ideas, o te pueden meter preso por no llorar con suficientes lágrimas al líder muerto, como pasó en Corea del Norte.

    Saludos.

  29. «Y no se trata de eso, el comunismo, de una moral superior ni nada.»

    Creo que un tal Ernesto Guevara no pensaba lo mismo. Capaz él no sabía nada de comunismo, y tú sí.

    «Basta con que se acabe el capital de manera global y se vuelva al trueque»

    Te respondo como Les Luthiers: ¡Te pasaste, macho!

    A ver, si mañana necesito pan, le ofrezco al panadero un cuadro de esos que yo pinto, pero si el panadero no quiere cuadros, o no le interesan, me jodo. No como pan. Si a ningún productor de alimentos le interesa lo que tengo para ofrecer, me tocará morir de inanición.

    Por eso es que creo que muchos de estos utopistas no tienen mucha idea de lo que dicen.

  30. A ver ¿qué propones entonces, Renji? ¿que todos sigamos las «tradiciones orientales» que dices?

    ¿Qué tal si propongo que todos seamos cristianos? Si todos amásemos a los demás como a nosotros mismos, las cosas cambiarían. Sin duda.

    Bueno, si yo propusiera semejante cosa me lapidarían virtualmente. Y capaz que con razón y todo.

    Supongo que cuando uno dice lo mismo, pero refiriéndose a las filosofías orientales, la cosa suena más New Age y más políticamente correcta.

    Pero cedamos.

    ¿Cuál es mi crítica real? Una, muy sencilla: este país está vuelto un caos. Incluso en tu casa corres riesgo más o menos significativo de ser víctima de una bala perdida, o de que te asalten y te secuestren. Eso acá es bastante común.

    Otra cosa: acá es prácticamente imposible acceder a vivienda. Incluso cuando puedes alquilar o adquirir una, muchas veces te queda lejos del lugar de trabajo porque es lo que puedes pagar. En otros países, aquí al lado, en Latinoamérica, es relativamente fácil alquilar.

    Otro dato: acá en Venezuela el gasto en comida para una familia de cuatro personas sobrepasa los 4.000 bolívares fuertes al mes. En «el vecino país», como dicen algunos periodistas poco imaginativos, son 500.000 pesos o lo que es lo mismo aprox. 2.500 Bolívares. Además no hay escasez de los productos de primera necesidad que acá sí escasean.

    Entonces ¿estamos en una situación estadísticamente normal? NO.
    ¿Estamos así porque el mundo entero está así? NO.

    Lo siento, pero no.

    Y cuando tú afirmas que el mundo entero está igual que nosotros, estás siguiéndole el juego a la estrategia gubernamental. Eso es lo que quieren hacernos creer, para que no protestemos porque nos están llevando al matadero. Si no me crees, léete lo que escribieron acá mismo en un artículo llamado Metamorfosis de una Cédula de Identidad, o algo así. 100% Cuba. Los moderados, como siempre, mirarán para otro lado e inventarán alguna excusa. Pero cualquier persona razonable se dará cuenta de que esto no está bien.

  31. Frank, no me interesa seguirle el juego a nada, ni propongo que te unas a nada. Más bien lo contrario, te propongo que no sigas ninguna ideología, ningún dogma, ninguna religión, ningún grupo, no sigas las ideas de nadie, no tengas un líder, ni gurú, ni maestro, no sigas un camino preestablecido, no te afanes en saber mucho sobre «grandes temas en dos volúmenes». Tienes un universo en ti mismo, indaga en él, profundízate en ti mismo, descúbrete a ti mismo. ¿Cómo hacerlo? Estando con la conciencia despierta, con la atención en el presente, el aquí y el ahora, atento a cada reacción, a cada motivación, con una visión desapegada, imparcial, que tu mente sea como una campana que resuene y sus ondas se disipen en el tiempo.

    No me gustan hacer comparaciones, pero dime en qué lugar del mundo, uno solo, un pueblo, una aldea, una ciudad, puedes decir que es armónico, que se vive en paz, en verdadera justicia, desde luego que Venezuela no, dime otro, un ejemplo.

  32. «Nadie te va a condenar en un tribunal por imaginar que matas a alguien, o por desear hacerlo. Sólo te condenarán (y no en el 100% de los casos) si en efecto matas a esa persona.

    Las leyes de los estados liberales o burgueses, como quieras llamarlos, no pretenden tener ese grado de control sobre el individuo. Al contrario, en un estado “socialista” te pueden mandar a un campo de trabajos forzados por tus ideas, o te pueden meter preso por no llorar con suficientes lágrimas al líder muerto, como pasó en Corea del Norte.»

    Si que lo pretenden. Las leyes son las que mantienen el sistema funcionando, son un metodo de coercion del Estado hacia el individuo. *Solo* sirven de modo de proteccion de la mercancia, sin velar por lo demas. Obligan a la persona a eso.

    «Creo que un tal Ernesto Guevara no pensaba lo mismo. Capaz él no sabía nada de comunismo, y tú sí.»

    Tu elige el referente al comunismo que mas te parezca entonces, verga. Que cansino. Supongo que Rosa Luxemburgo no sabia nada de comunismo tampoco, y Lenin si. Supongo que los unicos que si sabian que era comunismo eran Fidel y Mao Tse Tung, y el resto de pendejos dizque-comunistas que le criticaron no sabian una mierda.

    Pero si pues, quizas el si sabia lo que era el comunismo y todos los demas son unos pendejos. Yo no se nada de comunismo pues.

    «Te respondo como Les Luthiers: ¡Te pasaste, macho!

    A ver, si mañana necesito pan, le ofrezco al panadero un cuadro de esos que yo pinto, pero si el panadero no quiere cuadros, o no le interesan, me jodo. No como pan. Si a ningún productor de alimentos le interesa lo que tengo para ofrecer, me tocará morir de inanición.

    Por eso es que creo que muchos de estos utopistas no tienen mucha idea de lo que dicen.»

    Ains no, esto no otra vez…

  33. Renji Barkha, palabras muy Krishnamurtianas las tuyas, lo cual celebro, no pretendas que todos comulguen con ellas ya que no fueron hechas para todo el mundo.

    Siempre a los idealistas los han tildado de todo menos de bonitos, como diría el filósofo aquel «Cuando Vibra un electrón se estremece el universo»

    Las grandes cosas están formadas por pequeñas que ordenadas hacen las inmensas, pero este colectivismo en que vivimos nos tiene jodidos, regresemos al individualismo, pero al sano, donde cada cual se ocupa de ser feliz y siendolo puede hacer felices a quienes tiene cerca.

    Como dirían mis antiguos y un poco Olvidados hermanos cursillistas que aunque sectarios en su mayoria preñados de buenas intensiones y aderezados de segregacionismo (los que yo conocí) no por ello son carentes de virtudes, hay que estar pendiente de nuestro «metro cuadrado». Salu2. XD

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here