Home (documental, 2009) en español

15
93

GD Star Rating
loading...
Home (documental, 2009) en español, 3.4 out of 5 based on 5 ratings

15 Comentarios

  1. Chamo, el estreno mundial en YouTube fue el 5 de junio y sólo podía verse hasta el 15 de junio. Por que lo publicas ahora? Debemos leer las noticias!

    ResponderResponder
  2. Sip. Y hablamos de ella en este sitio por esos días (debemos leer las noticias!).

    Está publicada aquí por tres razones:

    1. Por si alguien no la vio.
    2. Porque el autor específicamente escribió “quiero que esta película sea tuya”.
    3. Porque es terrible que hayan puesto una fecha límite. A pesar de que al parecer los tipos recapacitaron, esa movida de YouTube es otra evidencia de que por debajo de toda la retórica, hay una gente pobre de espíritu que cree que le puede poner límites a la divulgación.

    ResponderResponder
  3. Sep, yo la vi hace como una semana. Personalmente, y sólo para hacer la polémica que tanto ostina a gente como Leo Felipe, diré que me pareció UNA MANIPULACIÓN VALURDA en cuanto al mensaje que vehicula. Es decir, el principio es genial: Ves imágenes en close-up, planos cerrados, que parecen colores y formas bonitas, hasta que el tío abre la toma y te aterras con el significado de los colores. Hasta ahí, excelente, algo que Sebastián Salgado logra muy bien: Fotos estéticas, bellas, cuyo contenido semántico es horroroso. Se te paran los pelos.
    Pero después de andar machacando con eso durante hora y media, el bróder te tira la joyita: “no hay que ser pesimistas”. ¿No hay que ser pesimistas? ¿Quién fue el que hizo una toma de una ballena siendo despedazda por pescadores y afirmó que la especie se va a acabar en cinco años?
    En fin, como toda tesis ecologista, el diagnóstico y los síntomas son reveladores y espeluznantes. La solución, ingenua, valurda y a medio cocer.
    Este artículo del New Yorker (en inglés):
    http://www.newyorker.com/talk/comment/2009/03/30/090330taco_talk_owen
    Es mucho más completo, revelador y realista que el efectismo piche de Yan Arthus Bertrand, capaz de echarle la culpa a “los humanos” de destruir el planeta, sin hacer ningún tipo de análisis sobre las Transnacionales, la política y la economía, que es donde está el problema.
    Espero no herir susceptibilidades -siempre pueden hacer trackbacks a sus blogs y quejarse-, pero aparte de los méritos estéticos y de producción, que no son pocos, le reprocho el mensaje ridículamente desfasado, “anti-pesimista”, superficial y digno de una iglesia de Pare de Sufrir.

    ResponderResponder
  4. No quise ser grosero, Daniel, sólo que no vi más allá del motivo mismo de la publicación. Gracias por la aclaratoria. Ciertamente la pelicula refleja una perspectiva que aunque no sea nueva, te sumerge en el paisaje y te hace parte de ella, por lo menos lo sentí de esta forma. Sin embargo, también estoy de acuerdo con Krisis que esto de “no debemos ser pesimistas”, de que c* hablan? Se supone que debemos tomar conciencia real de lo que está pasando… El mérito de producción y dirección es imborrable y de nuevo te apoyo al decir que han quedado en ridículo comportandose como los positivistas del siglo xix. Han logrado algo?

    ResponderResponder
  5. Vinz, al igual que tú dije “no güón” al final.

    Después pensé que que si le tiras ese ladrillo a cualquier miembro de la generación de nuestros padres (o en líneas generales, a cualquier persona con cero conciencia ecológica) y no le sueltas al final una comiquita, un pare de sufrir, se mueren de parálisis.

    ResponderResponder
  6. Bueno, el director tiene 70 y pico de años, debió parecerle muy fuerte el mensaje… pero no hay que ser alarmista, no! Pienso que uno de los problemas se encuentran en nuestra generación, no por nosotros mismos sino los viejos que mueven la plata. Es cuestión de confianza?

    ResponderResponder
  7. ¡Qué buena descripción, Krisis! “Fotos estéticas, bellas, cuyo contenido semántico es horroroso. Se te paran los pelos.”

    Yo también encontré ese mensaje optimista del final un poco inconsistente, pero mientras lo veía me acordé de lo fácil que es decir, “Esta vaina se fue a la mierda.” ¿Ustedes no? Tal vez, porque yo soy joven y porque la mayoría de mis conocidos que toman esa actitud son gente mayor, asumo que ese mensaje está para motivar precisamente a esa gente mayor que mueve la plata, que mueve el mundo. Lo entendí como un: “No dejes al mundo y a tus hijos solos con este peo. Todavía tú también puedes ayudar en algo.”

    Me parece que el documental es excelente. ¡Que me hagan llorar! No necesito que hablen de transnacionales y políticos, porque muchos de los problemas se originan sencillamente con lo que decido consumir yo. La culpa no la tienen las transnacionales. Esas compañías son sólo el producto de una forma de pensar que nos domina, o nos ha dominado. El problema sí somos los humanos, porque tratando de recrear nuestras ideas en cosas, hemos ido destruyendo al planeta. Así que molestarse porque no culpen al sistema es lavarse las manos y no asumir que, independientemente del sistema, soy yo, eres tú, somos nosotros los que tenemos gran parte de la culpa.

    ResponderResponder
  8. “This video is not available in your country due to copyright restrictions”

    qué bonito…

    Bai de güei, ¿por qué se preocupan tanto? nosotros, al igual que muchas otras especies de este planeta, tenemos fecha de expiración. Quizás la insostenibilidad de la actividad humana simplemente marca el fin de nuestra etapa. Este mundo va a seguir dando vueltas cuando dejemos de estar aquí. En ese momento vendrá al reinado de las cucarachas y la vida seguirá su curso. No somos tan importantes, en serio.

    … dijo quien en un par de meses va a cursar estudios en desarrollo sostenible… pa’ ver si puede ayudar correr la arruga un poquito… ja

    ResponderResponder
  9. Creo que uno de los mensajes que habría que repetir es “piensa en lo que compras”. Somos nosotros los que tenemos gran parte de la culpa, como dice FR.

    ResponderResponder
  10. Sólo para la pequeña anécdota (y para profundizar lo del “optimismo”), en estos días estaba hablando con el fotógrafo Eric Valli, que trabaja con Bertrand en una serie ecológica de televisión filmada desde el cielo. La realidad es que la percepción de Valli y Bertrand es completamente pesimista: Ellos están convencidos de que ya pasamos el punto de no-retorno. Por qué siguen alimentando optimismos, aparte de evitar los infartos, no sé. Pero basta con leer el artículo del New Yorker más arriba o cualquier informe de ecología, para darnos cuenta de que no es sólo “lo que compras” lo que deberíamos cambiar, es toda nuestra forma de vida. Estamos hablando de que, para que esto funcione, cada quien tendría que vivir con más o menos la cuarta o quinta parte de lo que consume. Pero eso repercute en la economía, etc., aparte de la destrucción del American Dream del consumo de hummers.
    En fin, aprecio el sentido de alertar a la gente que llevan Valli y Bertrand, pero los franceses que vieron el video y salieron corriendo a votar por los verdes (y Daniel Cohen-Bendit del mayo ’68) para luego volver a su casa a comprar bolsas de plástico e imprimir boberías en papel salido del eucalipto, no están “cambiando” en casi nada.
    Bueh, es un tema complicado, lo que es innegable es que el video debe ser visto por la mayor cantidad de gente, amén de las críticas que le podamos hacer, y por ello su difusión es excelente idea.

    ResponderResponder
  11. Después de ver el documental, me pregunto, ¿cómo demonios pueden ser optimistas si supuestamente sólo tenemos 20 años para cambiar nuestro estilo de vida? ¿Alguien en su sano juicio piensa que somos capaces de lograrlo en 20 años? personalmente, no creo que lo logremos en 100.

    Este video es bastante elocuente, alguien que me explique cómo coño detener la bola de nieve que viene bajando sin frenos, a velocidad endemoniada:

    http://www.youtube.com/watch?v=JcSzqm5Whwc

    Otra pregunta, dado que el crecimiento de la población es en estos momentos, por lo menos para mi, la raíz de todos los males ¿cuál es la propuesta para atacar este problema? sobretodo si vemos que ni a los coñazos (como los chinos, con esterilizaciones forzadas) han podido evitar que la gente se siga reproduciendo como conejos. ¿Vamos a esperar a que algunos psicópatas de PETA liberen algún virus mortal para reducir la población de la especie que ellos consideran la peor plaga de este planeta?

    ResponderResponder
  12. Otra cosa, y es algo que siempre me hace dudar sobre esas predicciones tipo “en 15 años x cantidad de glaciares se va a derretir y los mares van a subir x metros”. En el documental hablan del enorme riesgo de que se derritan los glaciares de Groenlandia, pero resulta que Groenlandia hace pocos siglos era muchos más caliente de lo que es hoy en día, ¿qué ocurrió en aquel entonces con los niveles del mar? Está bastante documentado que nuestro planeta era más caliente hace sólo 500 años, de hecho hay quienes afirman que luego de esa época entramos en una especie de mini-glaciación. ¿Cómo afirmar que estamos simplemente saliendo de esa etapa y volviendo a un entrono parecide al de hace sólo 500 años?

    Ojo, no estoy negando las terribles consecuencias de nuestra explotación irresponsable de los recursos naturales, pero hasta ahora no hay quien pueda determinar cuánto del cambio climático se debe a nuestra causa y cuánto se debe a causas naturales. Incluso, hasta hace poco, se pensaba que la mayor fuente de CO2 eran los vehículos automotores, para luego descubrir que las flatulencias de las vacas representan una amenaza aún mayor.

    ResponderResponder
  13. Warholio, no es que no lo puedan determinar, es que fue determinado en los 70s. De hecho, a nivel científico ya no hay discusión sobre si nosotros lo causamos o no, la discusión gira en torno a cuánto tiempo nos queda.

    El nivel de CO2 atmosférico de hoy es 25% mayor al máximo registrado en los últimos 650,000 años. Eso quizás se deba a esa gran cantidad de vacas que necesitamos para alimentar al primer mundo, y a la contribución directa del hombre (que tengo entendido que es algo así como 5% del total).

    Si bien es cierto que la tierra ha tenido algunos periodos de calentamiento, en ninguno de los casos se ha registrado una tendencia como esta de calentamiento progresivo causado por nuestra producción de gases de invernadero y la tala de los bosques.
    (de hecho, si no taláramos los bosques, de repente no sería tan grave que nos calentáramos durante unos años, pues tendríamos asegurada a vuelta a los valores “normales” de CO2).

    Yo intuyo que no cambiaremos nuestra forma de vida. De hecho, peor todavía, intuyo que las personas con menos recursos jamás cambiarán su anhelo por un mejor estilo de vida. Pero sí creo en que la contribución de cien personas le pueden ganar a la tierra 1 día de vida.

    ResponderResponder
  14. La población es definitivamente uno de los problemas más grandes. Según Jefrey Sachs en su libro “Common Wealth”, si no hacemos nada para intervenir en la tasa demográfica y dejamos que la curva siga su curso normal, llegamos a 12 Bn de personas en el 2050 y estamos fritos.
    La buena noticia es que la tasa de natalidad se controla con educación y nivel de vida: Muchos países africanos culturalmente machistas, van a apuntar a tener 3 hijos varones, lo cual los hace promediar 6 hijos por familia. Pero cuando se combate la mentalidad que no permite a la mujer trabajar, se le permite ir a la Universidad y ser cabeza de familia, la tasa baja radicalmente y el desarrollo del país aumenta.
    Por eso es que todo está relacionado y se le puede criticar a “Home” el no hacer este tipo de inferencias.

    ResponderResponder

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here