Fueron cuantas veces

5
84

Cuantas veces

Cuantas veces he caminado junto a ríos,
aquellos que bajan de la sierra
corriendo como luz escapada de la noche.
Cuantas veces me he perdido,
estirándome de la mano con los vientos.
Cada vez brincando el encanto de lo bello,
ese que resbala de lo alto de la Montaña
donde solo suele escucharse
el nacimiento de las aguas
y el paso de los tiempos. Aguas:
si, aquellas que desbordan sus primaveras,
como regalos enviados por las nubes.

Bio Bio, un rió que conocí
en el austral de nuestra América,
en el sur central de Chile,
en su lento paso por las tierras de Lautaro.
Vi el retoño de tréboles,
Como una suerte imaginaria
Ahí en el encanto del pasto Araucano.
Fue en esa tierra donde recibí el abrazo Mapuche,
me abrazo como el mismo Chileno en la Salitrera.
En ese rió escuche una tonada
cantada por vientos que solos viajaban desde Malleco
desplazabanse por el central valle,
hogar de uvas, manzanas y esperanza.
Todavía le recuerdo en su viaje,
en su rumbo a Concepción.
En su rumbo al final de la jornada,
allá donde le esperaba el abrazo de las olas,
en un blanco de espumas
embriagadas en náuticas mareas,
que fermentan su encanto en el Golfo de Arauco.
De sus aguas emergía una brisa soplando polleras,
que dormían los cálidos secretos de Huazas Chilenas,
manzanas de besos, mujeres herencia de uvas.
Fue ahí, si…
En el mimo Bio Bio,
donde resbale la luz de los recuerdos
en la arcilla Araucana,
que desciende de la alta cordillera
y que toca el silencio de los cielos.
Fue ahí donde recogí la manta
que el frió cubrió en mi cuerpo,
porque en un fundo campesino,
lo tejieron de ovejas Araucanas.
Recorrí valles que viven la sinfonía
de torcazas adornando cada mañana,
con sus alas en vuelos que pintan rayos,
que pintan colores.
Un momento nació y fue cuando escuche la música,
una que entonaba la lluvia
al regar sus gotas de húmedos cristales,
en una cueca diferente
que cantaban los granizos solos derritiéndose,
ahí en el bautizo de las aguas del Bio Bio.

La vida camina en vueltas,
en veces enredando la esperanza
que hombres trazan en su ruta,
confundiendo la ilusión que en mujeres florece,
como una sonrisa que se levanta
arando los silencios del alma.
Hay un sol,
que vive en los lejanos adioses,
como un paisano en el sur del continente.

Fue así, que seguí llegando dentro el frió.
Buscaba la ansiedad de otras patrias,
y si, solo llegue…
Allá en una tierra de nombre Guatemala,
encontré otro rió:
Su nombre navega como Motagua
y vive caminando como línea divisoria.
Le encontré también regando tierras de Honduras
y dejando cadáveres en la ladera de sus playas.
Me pare hablándole al viento…
Preguntándole la razón del porque de esta agua funeraria?
Una lagrima se derramo diciendo,
es la graduación de la muerte que camina por el rió,
graduación que ganaron aquellos que libertad vieron,
en la esperanza que palpita en la escuela de los pobres.
Anduve por Zacapa y los desiertos de la Fragua,
recogiendo huesos de recuerdo,
deje un descansa en paz a los olvidados,
esos, que un día vieron adelante el futuro.
Vieron niños felices saliendo de la escuela,
llevando a Guatemala de la mano
por extravíos que encuentren la sonrisa de la vida.

Magdalena esas fueron aguas diferentes…
Fueron aguas de un rió cantando Vallenato.
Fue una corriente que también trajo la muerte.
Le vi llevando el cadáver del pobre inocente,
aquel que fue arrancado en la noche de los ranchos,
y de una familia que como lagrima se pierde,
en el viaje de las hojas olvidadas.
Le vi en su paso,
con una lagrima de tierra adentro.
Le vi cuando el oro de la selva,
café pasajero de las aromas
lo navegavan en tus aguas,
esas que solas descendían
de aquellas bajas tierras del norte,
a un destino en otros puertos,
que habitan en diferentes puntos cardinales.
Fui testigo de ver en tus venas de arcilla,
recibir aguas provenientes de otros rumbos,
así:
aquellas que recogían las aguas del San Jorge,
Otro rió extraviado de las primaveras.
Vi llegar como huyendo de la sierra
la jornada fluvial del Cauca.
Fue ahí, donde tu café conoció su rumbo.
Fue ahí donde el reflejo extraído del verde de los bananos,
dijo un ultimo adiós sin regreso,
a todas aquellas balas que se pierden
en el alma de Colombianos inocentes.
Fueron tantas las veces que en heladas mañanas,
allá en Magangue me acerque como arena resbalando,
a las manos derretidas de otro rió nacido del roció,
y en noches de cantos de coyotes
fue el Brazo de Loba y sus aguas azufradas
que encendiste el silencio de lo olvidado,
al llegar de residente a esa alma de ancla
residente del rió Magdalena.
Santa Martha es la llegada de tu jornada,
Donde entregas el cansancio de los envíos,
y así cuando entras a las puertas del mar,
te vas como una partida.
Te vas como un beso sin adiós
Como una luz que se desgrana en los recuerdos de la lluvia,
Y una marcha por los rasgos de Bolívar.

Cuantas veces,
allá en tierras Mayas,
despertaron cantando mis ilusiones,
como una sencillez…
Como un suspiro rezagado.
me arrime a tomar agua en un guacal,
echo de la vieja corteza de un árbol
residente de ese húmedo aroma
que camina por los anos.
Siempre solo, no se porque?
Pero admiro la presencia de un viejo ermitaño.
Deje caer mis rodillas,
como secreto en las alturas de la selva
y ante el canto de los cenzontles,
di mis buenas tardes a los Dioses y Señores de las hojas.
Di mis Buenos días a las aguas del Usumacinta;
Rió que se despliega como pájaro en el tiempo,
encanto es la mirada de un arroyo lleno de violetas.
Estoy naciendo me dije,
aquí ante el fresco secreto de las primaveras
y las líneas que se rompen en las esmeraldas
del pequeño clavel, que crece en el húmedo rincón
De un musgo acariciando el paso de las aguas.
Chiapas se levanta de las raíces de humedades,
que emergen de la historia de la selva:
como seres de la noche…
Como brujos que bañan sus secretos,
desde las pequeñas errantes canoas
que en el Usumacinta rió de Quetzales,
y luciérnagas alumbrando como estrellas
las distancias que se acercan ahí,
en el camino de su cause.
Cuantas veces? De Chiapas cruce al Peten,
selvas auroras y cantos en esas dos patrias separadas,
México y Guatemala.
Fue ahí donde aprendí a conocer
la ilusión que nace en el indígena,
una tarde sentados en un tronco de Ceiba,
Escuche su palabra escondida,
en el silencio de las raíces;
Fue como diciendo, saliendo del rió empezó así:
es desde aquí donde partiremos a buscar la señal del regreso,
sin lagrimas en la gente joven,
solo el anhelo de sembrar y cosechar
lo que mañana produciremos en tierras donde vive el alba.
En tierras donde se esconde el ocaso.
Fue el tum, tum de tambores que empezó el canto,
una chirimiílla lleno el viento
con la lengua Tzeltal.
Lengua de hombres, de mujeres de barro
que se enseñan por Palenque.
Nacen de las sombras de las alboradas.
Despiertan en Piedras Negras y Thikal
Alabando siempre la luz del Dios Yumil Kazob
Amo y señor de las forestas.
Fue en el eco de esas selvas,
donde encontré la voz del encapuchado blanco
que habla la voz de la esperanza
y a alguien, le enseña a reconquistar el camino,
ese que quedo perdido en el pasado.

Muchas fueron las lunas,
que al agua navegante descendieron
para alumbrar el paso de los sueños:
que nacen al alba de tristezas,
repartidazas como retazos
en el fondo aquel donde mora
el eco de los suspiros.

Con la lengua Chicana,
The only one que hablan los batos de mi barrio,
que refinan y cantonean right here,
A lo largo, de la border line.
La misma lengua que cantan las Jainas de mi pueblo.
This is el idioma that gives the welcome to la raza
The one que por more then 250 years
A sido la lagrima que runs like esquela.
Un idioma that was born en nuestro pueblo
En la playa norte of the Rio Grande.
This River es la puerta de la muerte.
Is the welcome to la suerte.
Aquí la lagrima nace cantando al rió,
the melody de una música si
que vive like a tear y canta como un corrido,
sailing el silencio que parte del alma.
El Paso y Juárez two cities descontentas.
Chihuahua y Texas with two Laredos,
Like two brothers enojados.
Two diferents souls of celestial timidity,
where almas se tornan blancas como un papel
and other morenas were the history wrote,
episodios que descienden from a movie
like una fantasía de vida y muerte,
Que pinta la antesala de la despedida.
Some where in there you will see the hate
against people of brown skin.
Against people de color negro.
I know que el dude que se tira a la aventura,
Is the only dueño de su vida,
Por eso se sumerge como glóbulo
in the blood que corre por él rió,
Leaving behind sus jefes
El calor de amor que respira en el cantón.
Su Jaina y los morros
Todo por un lonely dream Americano.
I don’t know why ?
Pero parece que el Rió Grande les pregunta,
A cada uno que en sus ojos mira un destino
If he or she cant swimm la incertidumbre
que refleja el desinterés de whatever happeen
to aquel que his waters cruce nadando
to find out el horizonte en la tierra del gigante.
Así todo queda in the way to USA.
A place with no destino
only si, la esperanza de tomorrow cantonear
en el barrio de la raza,
Far away de las aguas of the Rió grande.

Cuantas veces?
Si cuantas veces tuve en mis ojos las gotas mensajeras,
de sedientos desiertos,
quietud de la pobreza
me preguntaron desde el color de las arenas
tu que conoces el océano,
que conoces el ritmo de sus olas
y la luz de espumas que nace en sus mareas,
dinos si alguna vez escuchaste de aguas,
que hablaran con la verdad que nace desde la cintura del alma,
partir hacia nosotros un día
y amarnos con los besos de un rió,
que nazca del regalo de la multiplicación gótica de las gotas
y el agua levante su suspiro en mis tierras,
que desde el hogar de las esperas
estaremos como niños esperando su llegada.

Negor Len

GD Star Rating
loading...
Artículo anteriorMuerte Súbita:un neonoir con canas
Artículo siguienteEs Miranda, mi amor!
Yes I am, el hombre que always been singing, and sing con mi pluma, the music que encierran las letras. I been a poet for as longest I remember, he caminado for all the fields donde las cosechas humanas su sangre abonan, for the good apios y lechugas, que crecen around the world, adornando with songs and tears the ones que irriegan esos campos. Es ahi, the place donde I been picking all the colors que adornan el camino de mis letras. Negor Len, is the name con que myself introdusco to all of you my visitors, hopping you relax los cansancios que tengas en el alma, when you take my hand and together caminemos, all the roads who will take us to the paradaise were you and me, sonriamos a la paz y al amor. Love and Peace, solos they fly from soul to soul, kissing any moment que llegue de los palpitos que radican right here, lugar donde I paint every light who shows to me, the happines or the sadness que florece in the eyes of the ilucion, who lives with de esperanzas. Somerton Arizona is the Chicano Town en que vivo yo and my family, esta situado in the state of Arizona,14 miles from the border with Mexico, 1 mile from the Colorado River, and 11 miles from the city of Yuma Arizona. And we are un pueblo campesino. My name: Negor Len, amo viajar no importando how close, how far from home, ones I am on the road es todo lo que mi importa. After many years me gusto la fotografia, and you my visitor’s will see some of my picture que he tomado en los desiertos del Condado de Yuma y my Town Somerton Arizona. Hopping you enyoing your visit to my espacio. Negor Len

5 Comentarios

  1. Gracias a quien sea que comenta los miles de recuerdos que deje en mi poema Cuantas veces, son tantos anos atras.
    Abrasos desde lejos
    Negor Len

Comments are closed.