La lagrima de la Salsa de Tomate.

0
98

48 horas bastaron para hacer salir una lagrima de impotencia, de rabia, de dolor, tantas emociones que daban vueltas cual torbellino que despeinaba mis ideas…..un día extrañamente soleado….llave en mano, ruedas bajo mis pies….un aire fresco, una sonrisa amable, un alimento apetecible….buena ecuación para empezar la titánica labor de enfrentarme al monstruo del cual he estado huyendo….con disposición, un poco de cordura y aun confiado en que las cosas “no están tan malas”, me dirijo a el primer templo, donde ya se respira angustia, hay una sensación extraña que me frena, pero bueno allí voy a enfrentarme a lo que ya sé, no hay comida para comprar, si ya lo sé….esto empezó con mucha parafernalia para terminar hablando de un día de compras en Caracas, por dios que tensión he vivido, pase por seis, por dios seis sitios de expendio de “alimentos”, mas cuatro de “medicinas” y a pesar de muchas sonrisas forjadas por dar una buena atención y detrás de estas sonrisas el temor de no ser alcanzados por la “furia” desatada de quienes nos sentimos frustrados ante la ausencia de lo que antes era fácil conseguir…de no ser afectados por ese sentimiento de odio que se va desarrollando por no entender la razón de una escasez cuando estoy parado sobre una mina de riquezas que desde pequeño, siempre he conocido, que desde pequeño a través de libros y por Marbella, mi primer amor de colegio, mi primera maestra que con su sonrisa me mostraba una Venezuela rica, pujante, llena de personas bellas, donde la maldad y la ignorancia eran solo un cuento de camino, que irónica ha sido la vida que con los años me ha mostrado ese camino y  lo veo desde lejos pero es real y lo peor es que veo pocas o muchas personas transitando en el ….algunos de mis afectos tal vez transitan o han transitado, y por alguna razón u otra se mantienen o se desvían al ver hacia donde se dirigen…..yo salvo mi camino,  claro lo salvo por lo que conozco, por lo que he vivido por aquella conciencia de lo bueno y de lo malo que para mí es lo que marca la dirección de mis pies, esos mismo pies que sobre ruedas andan de manera desconsolada y frustrada viendo como un país rico, con un gentilicio que dios bendijo, con un cielo que solo nosotros los Venezolanos podemos ver, mas nadie solo dios y nosotros tenemos este cielo, este verde, este olor a tierra pujante, esa sonrisa que solo nosotros podemos entender…..pero carajo que cosas digo, todo suena tan lindo, quizás es porque en algún momento lo fue, o quizás lo es,  pero un manto sombrío opaca su brillo, brillo que una lagrima que no entendía logro brotar ….luego de sentir ausencia, luego de sentir que no se qué pasa, luego de ver la mirada inexpresiva de quien de manera irónica, me muestra con su color sangre que es feliz con quien le pone la daga en la garganta…..ese mismo color sangre que una botella que antes podía tocar, disfrutar y acceder, ha desatado este llanto que con ganas de explotar han dado pies a estas letras,  quizás buscando salir de una manera que no espante ni a mi misma esencia ante al poderío de autodestrucción que puede desencadenar en mis pensamientos…..pero como todo tiene dos caras, la otra es la oportunidad, buscar el brillo,  por que hasta de un carbón con su color negro,  luego de un tiempo es un brillante….luego de una tormenta el sol brilla con su mayor fulgor, y así espero que sea algún día el renacer de quien hoy me genera mi dolor…..y  espero poder tener de nuevo la magia de disfrutar del rojo tomate de mi botella que hoy no pude tener ..Regresando a ese sitio y cambiar mi lágrima por mi salsa de tomate…..

GD Star Rating
loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here